La Asamblea Solemne Del Sostenimiento De Oficiales De La Iglesia

Gordon B. Hinckley

First Counselor in the First Presidency


Gordon B. Hinckley

Hermanos y hermanas, el presidente Hunter me ha pedido que me encargue ahora de los asuntos relacionados con la Asamblea Solemne por la cual nos hemos reunido. Esta es una ocasión de gran significado para los miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días de todo el mundo. Debemos votar por quórumes y grupos. Están todos invitados, en cualquier parte que se encuentren, a ponerse de pie cuando se solicite y a levantar la mano derecha para indicar si sostienen o no los nombres que se presentaran ante ustedes. Sólo las personas que se encuentren de pie podrán votar en el momento indicado. Luego de manifestar su voto en la forma solicitada, deberán sentarse cuando se les indique.

Las Autoridades Generales que se asignaron al Salón de Asambleas de la Manzana del Templo y las que se encuentran en el Edificio Conmemorativo José Smith deberán observar la votación en esas reuniones. En los centros de estaca, un miembro de la presidencia de estaca deberá observar la votación y si hubiera algún voto en contra, hacérnoslo saber. Procederemos ahora con los asuntos de esta gran reunión constituyente, que se extiende a miles de salones y de casas alrededor del mundo.

Sírvase ponerse de pie la Primera Presidencia. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador y como Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo levantando la mano derecha. Los que estén en contra pueden manifestarlo con la misma señal.

Se propone que sostengamos a Gordon Bitner Hinckley como Primer Consejero de la Primera Presidencia de la Iglesia y a Thomas Spencer Monson como Segundo Consejero. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal.

Se propone que sostengamos a Gordon B. Hinckley como Presidente del Consejo de los Doce Apóstoles y a Boyd K. Packer como Presidente en Funciones del Consejo de los Doce Apóstoles. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal.

Se propone que sostengamos como miembros del Consejo de los Doce Apóstoles a Boyd K. Packer, L. Tom Perry, David B. Haight, James E. Faust, Neal A. Maxwell, Russell M. Nelson, Dallin H. Oaks, M. Russell Ballard, Joseph B. Wirthlin, Richard G. Scott, Robert D. Hales y Jeffrey R. Holland. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal.

Se propone que sostengamos a los Consejeros de la Primera Presidencia y a los Doce Apóstoles como profetas, videntes y reveladores. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo . Los que es ten en contra, con la misma señal. La Primera Presidencia tenga a bien tomar asiento.

Sírvanse ponerse de pie los miembros del Consejo de los Doce Apóstoles. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador, y Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, junto con sus Consejeros y los miembros del Consejo de los Doce Apóstoles tal como han sido presentados y sostenidos por la Primera Presidencia. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal. Tengan a bien tomar asiento.

Sírvanse ponerse de pie los miembros del Primer y Segundo Quórumes de los Setenta y el Obispado Presidente. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador, y Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, junto con sus Consejeros y miembros del Consejo de los Doce tal como han sido presentados y sostenidos por la Primera Presidencia. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal. Tengan a bien tomar asiento.

Sírvanse ponerse de pie las siguientes personas, dondequiera que se encuentren participando. Sírvanse ponerse de pie todos los patriarcas ordenados y todos los miembros de los quórumes de sumos sacerdotes y de elderes. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador, y Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, junto con sus Consejeros y miembros del Consejo de los Doce Apóstoles, tal como han sido presentados y sostenidos. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, sírvanse también manifestarlo. Tengan a bien tomar asiento.

Sírvanse ponerse de pie todos los poseedores del Sacerdocio Aarónico, o sea: todos los presbíteros, maestros y diáconos ordenados. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador, y Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, junto con sus Consejeros y miembros del Consejo de los Doce Apóstoles, tal como previamente fueron presentados y sostenidos. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse indicarlo levantando la mano derecha. Los que estén en contra, con la misma señal. Tengan a bien tomar asiento.

Toda la congregación, incluso las personas que se hayan levantado anteriormente, sírvanse ponerse de pie. Se propone que sostengamos a Howard William Hunter como Profeta, Vidente y Revelador, y Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, junto con sus Consejeros y miembros del Consejo de los Doce Apóstoles, tal como han sido presentados y sostenidos. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse indicarlo levantando la mano. Los que estén en contra, con la misma señal. Gracias. Tengan a bien tomar asiento.

Permaneceremos ahora sentados mientras sostenemos a las demás Autoridades Generales y a los oficiales generales de la Iglesia. Se propone que sostengamos como Presidencia de los Quórumes de los Setenta a los elderes Rex D. Pinegar, Carlos E. Asay, Charles Didier, L. Aldin Porter, Joe J. Christensen, Monte J. Brough y W. Eugene Hansen. Como demás miembros del Primer Quórum de los Setenta a Loren C. Dunn, Gene R. Cook, William R. Bradford, John H. Groberg, Vaughn J. I;eatherstone, Dean L. Larsen, Robert E. Wells, James M. Paramore, Hugh W. Pinnock, F. Enzio Busche, Yoshihiko Kikuchi, Ronald E. Poelman, F. Burton Howard, Ted E. Brewerton, Jack H. Goaslind, Angel Abrea, John K. Carmack, J. Richard Clarke, Hans B. Ringger, Marlin K. Jensen, Earl C. Tingey, Alexander B. Morrison, L. Lionel Kendrick, Harold G. Hillam, Carlos H. Amado, Ben B. Banks, Spencer J. Condie, Robert K. Dellenbach, Henry B. Eyring, Glen L. Pace, F. Melvin Hammond, Kenneth Johnson, Lylln A. Mickelsen, Neil L. Andersen, D. Todd Christofferson, CreeL Kofford, Dennis B. Neuenschwander, Andrew Wayne Peterson y Cecil 0. Samuelson.

Como miembros del Segundo Quórum de los Setenta a Eduardo Ayala, LeGrand R. Curtis, Helvecio Martins, J Ballard Washburn, Durrel A. Woolsey, W. Mack Lawrence, Rulon G. Craven, Joseph C. Muren, Graham W. Doxey, Jorge A. Rojas, Julio E. Davila, In Sang Han, Stephen D. Nadauld, Sam K. Shimabukurot Lino Alvarez, Dallas N. Archibald, C. Max Caldwell, Gary J. Coleman, John B. Dickson, John E. Fowler, Jay E. Jensen, Augusto A. Lim, John M. Madsen, V. Dallas Merrell, David E. Sorensen, F. David Stanley, Kwok Yuen Tai, Lowell D. Wood, Claudio R. M. Costa, W. Don Ladd, James O. Mason, Dieter F. Uchtdorf y Lance B. Wickman.

Como el Obispado Presidente: Merrill J. Bateman como Obispo Presidente; H. David Burton, Primer Consejero; y Richard C. Edgley, Segundo Consejero. Todos los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal.

Se propone que extendamos un voto oficial de agradecimiento al elder Hartman Rector, hijo, y que se le designe miembro emérito del Primer Quórum de los Setenta. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo.

Con gratitud por el servicio prestado como Autoridades Generales se propone que relevemos a los elderes Albert Choules, hijo, Lloyd P. George, Gerald E. Melchin, Malcon S. Jeppsen, Richard P. Lindsay, Merlin R. Lybbert y Horacio A. Tenorio como miembros del Segundo Quórum de los Setenta. Los que deseen unirse en esta señal de agradecimiento, sírvanse indicarlo levantando la mano.

El elder Clinton L. Cutler, que prestaba servicio como Primer Consejero de la Presidencia General de la Escuela Dominical, falleció el 9 de abril de 1994. Los que deseen unirse en voto de agradecimiento por su servicio y para relevar al elder Merlin R. Lybbert como Presidente General de la Escuela Dominical y al elder Ronald E. Poelman como Segundo Consejero de la Presidencia General de la Escuela Dominical pueden hacerlo levantando la mano.

Se propone que relevemos con un voto de agradecimiento y profundo reconocimiento a las hermanas Michaelene P. Grassli, Betty Jo N. Jepsen y Ruth B. Wright como Presidencia General de la Primaria y la hermana Patricia P. Pinegar como Segunda Consejera de la Presidencia General de las Mujeres jóvenes. También relevamos a todos los miembros de la Mesa General de a Primaria.

Todos los que deseen unirse en una señal de profundo agradecimiento a estas fieles hermanas por el excelente servicio que han prestado, rueden hacerlo levantando la mano derecha.

Se propone que sostengamos a los elderes Charles Didier, J Ballard Washburn y F. Burton Howard como Presidencia General de la Escuela Dominical; a la hermana Patricia Peterson Pinegar como Presidenta General de la Primaria, con la hermana Anne Goalen Wirthlin, como Primera Consejera, y la hermana Susan Lillywhite Warner, como Segunda Consejera; y a la hermana Psonnie Dansie Parkin como Segunda Consejera de la Presidencia General de las Mujeres Jóvenes. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, pueden hacerlo de la misma forma.

Se propone que sostengamos a los demás oficiales generales y a los miembros de las mesas generales en sus actuales llamamientos. Los que estén de acuerdo, sírvanse manifestarlo. Los que estén en contra, con la misma señal.

Presidente Hunter: hasta donde he podido observar, la votación en el Tabernáculo ha sido unánime en favor de las proposiciones que se hicieron. Si se ha manifestado algún voto en contra en las otras asambleas, se tomara en cuenta y nos lo comunicaran. Gracias, hermanos y hermanas, por su voto de sostenimiento y por su fe y oraciones. Sentimos que nos han sostenido, no sólo con la mano sino también con el corazón. Necesitamos con apremio sus oraciones y ruego que continúen ofreciéndolas en nuestro beneficio como siervos suyos. Invitamos ahora a los nuevos Setentas, a la nueva Presidencia General de la Primaria y a la hermana Parkin a que ocupen sus lugares en el estrado. Gracias.