Informe del Departamento de Auditorías de la Iglesia, 2007

Robert W. Cantwell

Managing Director, Church Auditing Department


Para la Primera Presidencia de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días

Estimados hermanos: Tal como está prescrito mediante revelación en la sección 120 de Doctrina y Convenios, el Consejo Encargado de la Disposición de Diezmos autoriza el empleo de los fondos de la Iglesia. Este consejo está compuesto por la Primera Presidencia, el Quórum de los Doce Apóstoles y el Obispado Presidente. Este consejo aprueba los presupuestos de los departamentos y de las operaciones de la Iglesia. Después de recibir la autorización del consejo, los departamentos de la Iglesia han de emplear los fondos de acuerdo con los presupuestos aprobados y de acuerdo con las normas y los procedimientos de la Iglesia.

Al Departamento de Auditorías de la Iglesia se le ha concedido acceso a todos los registros y sistemas necesarios para evaluar que exista un control adecuado de los recibos tanto de los fondos como de los gastos y para salvaguardar los bienes de la Iglesia. El Departamento de Auditorías de la Iglesia es independiente de todos los demás departamentos y operaciones de la Iglesia y el personal está conformado por contadores públicos acreditados, auditores internos acreditados, auditores acreditados de sistemas de información y otros profesionales acreditados.

Basándonos en las auditorías llevadas a cabo, el Departamento de Auditorías de la Iglesia es de la opinión que, en todos los aspectos materiales, los donativos recibidos, los gastos efectuados y los recursos de la Iglesia del año 2007 se han registrado y administrado de acuerdo con las prácticas apropiadas de contabilidad, con los presupuestos aprobados y con las normas y los procedimientos establecidos por la Iglesia.

Presentado respetuosamente,

Departamento de Auditorías de la Iglesia

Robert W. Cantwell

Director Ejecutivo