¡Feliz día de San Valentín!


En muchos lugares del mundo, el día de San Valentín, el 14 de febrero, se recuerda como el día del amor. Pero, ¿qué ocurre si te llamas Valentín? ¿Se convierten todos los días en días del amor?

Así se siente Tine O., de 9 años, de Nairobi, Kenia. Todo el mundo la llama “Tiny”, pero su nombre completo es Valentine (Valentina).

“Me llamaron Valentine porque nací el 14 de febrero”, explica ella. Y fiel a su nombre, intenta amar a todas las personas. “Cuando me bauticé, tomé sobre mí el nombre de Jesucristo”, dice. “Eso significa que debo preocuparme por todos, como Él lo haría”.

¿Cómo hace Tine para que todos los días sean un día de amor? Lo hace de muchas maneras.

“Lo primero que hago es la oración”, dice ella. “Le doy gracias al Padre Celestial por Su Hijo, porque amo a Jesucristo. Le doy gracias al Padre Celestial por mi familia y por la manera en que los templos unen a las familias, porque amo a mi familia. Entonces le pido al Padre Celestial que bendiga a los enfermos porque sé que Él también ama a las personas que están enfermas”.

La familia de Tine

Tine es la menor de la familia, y tiene tres hermanos y dos hermanas mayores. “Ella me ayuda cuando necesito algo”, dice George, su hermano. “Como en la escuela, cuando se me perdió mi bolígrafo, ella me dio uno de los suyos”. Su hermana, Brenda, dice que Tine no se molesta cuando otra persona la corrige.

En casa, la familia de Tina habla suajili e inglés. Les encanta hacer la noche de hogar. “Estudiamos las Escrituras juntos”, dice Tine. “Aprendemos en cuanto al Salvador, y nos turnamos para hacer la oración familiar”.

“Para ser como Jesús, trato de ser bondadosa, de ir a la Iglesia y de obedecer a mis padres”, dice Tine.

Datos interesantes en cuanto a Tine

  • Canción favorita: “Llevaremos Su verdad al mundo”, (Canciones para los niños, pág. 92).

  • Actividad favorita: Saltar a la cuerda y aprender a cocinar.

  • Comida favorita: Huevos.

  • Animal favorito: Su perrita que se llama Sandra. A Tine también le gustan los animales salvajes. “Al lado de Nairobi, la capital de nuestro país, hay una de las reservas de animales salvajes más grandes de África”, dice Tine. “Allí hay animales de todo tipo. Sé que el Padre Celestial ama a los animales. Los animales fueron una parte importante de la creación de la tierra. Jesucristo fue el Creador, así que estoy segura de que Él también ama a los animales”.