Nos hablan hoy

Los élderes Christofferson y Jensen enseñan a los miembros en Argentina

Escuchar Descargar Imprimir Compartir

El sábado 12 de noviembre de 2011, el élder D. Todd Christofferson, del Quórum de los Doce Apóstoles y el élder Jay E. Jensen, de la Presidencia de los Setenta, se dirigieron a los jóvenes, jóvenes adultos, líderes del sacerdocio, misioneros y miembros de Salta, Argentina.

También se encontraban presentes el élder Mervyn B. Arnold, Presidente del Área Sudamérica Sur, su esposa Devonna y el élder Rubén Spitale, Setenta de Área. La esposa del élder Christofferson, Kathy, y la del élder Jensen, Lona, también estuvieron presentes.

Casi 1.300 jóvenes y sus padres asistieron a la charla fogonera donde tanto el élder Christofferson como el élder Jensen hablaron. Otros 10.000 miembros en 70 centros de estaca a lo largo de Argentina vieron la transmisión.

El élder Jensen, que previamente sirvió como Presidente de Área del Área Sudamérica Sur, dijo: “Aunque no recuerden nada de lo que dije, me gustaría que recordasen una frase del profeta, el presidente Thomas S. Monson, quien testifico es un verdadero profeta de Dios. Ésta es la frase: ‘Las decisiones determinan el destino’”.

Nosotros tenemos el albedrío, la habilidad y el privilegio de tomar decisiones, dijo el élder Jensen; y con esas decisiones escogemos nuestro destino.

Relató la historia de un amigo que una noche decidió beber alcohol y manejar, y causó un accidente donde fallecieron dos personas. Lo comparó con el relato de la decisión que él y su esposa tomaron de postergar su matrimonio para que él pudiese servir en una misión cuando era jóven.

“Cuando [regresé], nos casamos en el templo. Hicimos convenios, los cuales hemos renovado cada semana a lo largo de nuestra vida. Tomamos una decisión que determinó nuestro destino”, expresó.

Después de ello, la hermana Christofferson compartió su testimonio acerca de las bendiciones de guardar los convenios, y el élder Christofferson concluyó la reunión.

Él dijo: “Lo único que realmente necesitan es amor y fe. Es la fe lo que nos ayuda en nuestro matrimonio, nuestra familia, nuestra profesión [y] nuestro trabajo”.

Hizo hincapié en que los mandamientos dan dirección a nuestra vida y nos ayudan a obtener lo que verdaderamente es importante.

Luego aconsejó tanto a los jóvenes como a sus padre a que se comprometieran a seguir los consejos que se encuentran en el librito Para la Fortaleza de la Juventud.

“Esto fortalecerá en gran manera a sus hijos, aun cuando se encuentren solos — el saber que sus padres viven los mismos principios”, indicó.

El élder Christofferson concluyó expresando su amor a los miembros de Argentina, donde sirvió en una misión hace casi cincuenta años.

Mientras estaban en Salta, el élder Christofferson y el élder Jensen también se reunieron con misioneros y jóvenes adultos solteros de la localidad, a quienes transmitieron el amor de las Autoridades Generales.

Tanto el élder Christofferson como el élder Jensen se dirigieron a los misioneros de la Misión Argentina Resistencia a principios de noviembre de 2011.

Imagen por James Dalrymple