Retrato de un profeta


José Smith

José Smith tenía 14 años cuando oró para saber qué iglesia era la correcta. El Padre Celestial y Jesucristo se le aparecieron, y aprendió que ninguna de las iglesias de la tierra tenía toda la verdad. José Smith ayudó a restaurar el evangelio verdadero de Jesucristo y llegó a ser el primer profeta de los últimos días. Como parte de su obra, tradujo el Libro de Mormón de las planchas de oro y dio instrucciones a los santos de que edificaran el primer templo de esta dispensación: el Templo de Kirtland.

José Smith(haga clic para ver en formato más grande)

Ilustración por R. T. Barrett.