Nuestro Padre Celestial tiene un plan para Sus hijos


¡Aprende más en cuanto al tema de la Primaria de este mes!

Oliver podía oler los bizcochos de chocolate de su abuelita que se cocinaban en el horno, y había un sentimiento reverente en la casa de la abuela y del abuelo. Oliver había estado esperando esta noche de hogar especial todo el día.

“Nuestra lección es sobre el plan de felicidad que nuestro Padre Celestial creó para todos nosotros”, dijo el abuelo. “Esta noche, la cocina representará el cielo, donde vivimos con nuestro Padre Celestial antes de venir a vivir en la tierra”, explicó.

“¿Yo estaba allí, abuelo?”, preguntó Archie. Oliver miró en el cuarto a la abuelita y al abuelo, a su mamá y a su papá, y a sus hermanos pequeños, Archie y Ethan.

“Sí”, dijo el abuelo. “Todos estábamos allí; y cuando nuestro Padre Celestial nos dijo Su plan de crear un mundo y mandar a un Salvador para nosotros, estábamos tan contentos que gritamos de gozo”.

Archie y Ethan se reían y saltaban de arriba a abajo.

“¿Cuál fue la primera persona de nuestra familia que salió del cielo y vino a la tierra?”, preguntó el abuelo.

“Fuiste tú”, dijo Oliver.

El abuelo salió de la cocina, y luego salió la abuela; después, uno por uno, cada miembro de la familia de Oliver se reunió con ellos en el dormitorio.

“Este cuarto representará la tierra”, dijo la abuela. “¿Cuáles son algunas de las cosas que podemos hacer aquí que nos ayudan a regresar a nuestro Padre Celestial?”, preguntó.

“Bautizarnos”, dijo Oliver.

“Ir al templo”, dijo la mamá.

“Hacer lo justo”, dijo Archie.

La abuelita asintió y sonrió. Entonces dijo que era hora de dejar la tierra y regresar con nuestro Padre Celestial.

“Yo iré primero”, dijo el abuelo.

“No, abuelo, no te vayas”, dijo Ethan.

“No te preocupes”, dijo el abuelo. “Salir de la tierra es parte del plan de felicidad de nuestro Padre Celestial. Pronto volveremos a estar juntos”.

Uno por uno, todos regresaron a la cocina. “¡Todos estamos de vuelta en el cielo!”, dijo el papá mientras Archie y Ethan corrían a sus brazos.

Oliver se sintió tan feliz de ver a su familia como si hubiera estado separado de ellos por mucho tiempo. Corrió a abrazar a sus hermanos, a su mamá y a su papá. Ahora entendía por qué el abuelo lo había llamado el plan de felicidad de nuestro Padre Celestial.

Canción y Escritura

  • “El plan de Dios puedo seguir”, (Canciones para los niños, pág. 86).

  • Moisés 1:39

Ideas para hablar en familia

Podrían tomar turnos nombrando algunas de las cosas importantes que los miembros de la familia ya han hecho para seguir el plan de nuestro Padre Celestial, tales como orar, bautizarse, recibir el sacerdocio, ir al templo y hacer lo justo. Podrían dar a los miembros de la familia la oportunidad de expresar la felicidad que sintieron en esos momentos especiales. Después, podrían nombrar algunas cosas importantes que la familia hará en el futuro y testificar de la felicidad que recibirán al continuar siguiendo el maravilloso plan de nuestro Padre Celestial.

El plan de Dios puedo seguir

Recorten las tiras con las referencias de las Escrituras y pónganlas boca abajo en una mesa. Tomen turnos para escoger una tira y buscar la Escritura. Después, péguenla junto a la palabra en el escalón que nos ayuda a regresar a nuestro Padre Celestial.

Nuestra vida antes de nacer

Oración

Escrituras

Fe

Arrepentimiento

Bautismo

Espíritu Santo

Santa Cena

Sacerdocio

Templo

Regresar a nuestro Padre Celestial