Línea sobre línea

Doctrina y Convenios 87:8


El lema de la Mutual de este año nos enseña dónde debemos permanecer para estar a salvo.

Doctrina y Convenios 87:8.

8 Por tanto, permaneced en lugares santos y no seáis movidos, hasta que venga el día del Señor; porque he aquí, viene pronto, dice el Señor. Amén.

Permaneced

Presidente Thomas S. Monson

“El Señor nos extiende la invitación: ‘Allegaos a mí, y yo me allegaré a vosotros; buscadme diligentemente, y me hallaréis’. Al hacerlo, sentiremos Su Espíritu en la vida, el cual nos dará el deseo y el valor de permanecer firmes en rectitud, de ‘[permanecer] en lugares santos y no [ser] movidos’”.

Presidente Thomas S. Monson, “Permaneced en lugares santos”, Liahona, noviembre de 2011, pág. 86.

En lugares santos

Elder Dallin H. Oaks

“¿Cuáles son esos ‘lugares santos’? Por cierto incluyen el templo y sus convenios que se guarden fielmente; ciertamente incluyen un hogar donde se atesora a los hijos y se respeta a los padres; por seguro los lugares santos incluyen los puestos de deber asignados por la autoridad del sacerdocio, entre ellos las misiones y los llamamientos que se cumplen fielmente en las ramas, los barrios y las estacas”.

Véase élder Dallin H. Oaks, del Quórum de los Doce Apóstoles, “La preparación para la Segunda Venida”, Liahona, mayo de 2004, pág. 10; cursiva agregada.

No seáis movidos

A continuación se encuentran algunas formas de asegurar que algo no se moverá:

  • Un ancla— “[La] esperanza… proporciona un ancla a las almas de los hombres” (Éter 12:4).

  • Un fundamento seguro— “…es sobre la roca de nuestro Redentor, el cual es Cristo, el Hijo de Dios, donde debéis establecer vuestro fundamento… que es un fundamento seguro” (Helamán 5:12).

  • Una posición firme— No se puede tener un pie en Sión y uno en el mundo, ya que “el hombre de doble ánimo es inconstante en todos sus caminos” (Santiago 1:8).

  • Estacas de una tienda de campaña— Las estacas de la tienda de Sión ayudan a la Iglesia a mantenerse erguida y firmemente establecida, ofreciéndonos refugio: “…el recogimiento en la tierra de Sión y sus estacas sea para defensa y para refugio contra la tempestad” (D. y C. 115:6).

El día del Señor

El día del Señor— La segunda venida de Jesucristo

Viene pronto

“Deberíamos buscar las señales [de la Segunda Venida], vivir lo más fielmente que nos sea posible… Pero no debemos paralizarnos porque ese evento y los demás relacionados con él aún estén por acontecer. No podemos dejar de vivir; de hecho, deberíamos vivir más plenamente que nunca”.

Véase del élder Jeffrey R. Holland, del Quórum de los Doce Apóstoles, “Ésta, la más grandiosa de todas las dispensaciones”, Liahona, julio de 2007, pág. 19.

Nota del editor: Esta página no pretende ser una explicación exhaustiva del pasaje de las Escrituras escogido, sino sólo un punto de partida para tu estudio personal.