Mensaje de bienvenida del presidente del CCM

Presidente del CCM de Perú

 

Estimados futuros misioneros y padres:

Los jóvenes y las jovencitas que son llamados por el Señor como misioneros de tiempo completo comienzan su servicio en uno de los 15 centros de capacitación misional (CCM) de la Iglesia en todo el mundo. El CCM de Perú es el tercer CCM más grande, y el personal, maestros y líderes en unidad se esfuerzan para servir a las necesidades individuales de cada misionero que recibe capacitación aquí.

Según las necesidades del idioma, el tiempo de estadía para los misioneros en el CCM de Perú varía entre tres y seis semanas. Tanto como sea posible, un misionero de habla inglesa contará con compañero de habla hispana para ayudar en su capacidad para hablar español y para ayudar al hablante hispano a dar una oración o un testimonio sencillos en inglés. La capacitación se centra en las Escrituras y Predicad Mi Evangelio, y usted podrá desarrollar una mayor comprensión y amor por el estudio de las Escrituras y la doctrina de Cristo. Por medio de la obediencia, la oración personal y el estudio de las Escrituras, se fortalecerá su fe en el Señor Jesucristo y aumentará el testimonio sobre Su Evangelio restaurado. Usted llegará a ser experto en la enseñanza de las lecciones misionales por el Espíritu, y por lo tanto, llegará a ser un mentor y ejemplo de rectitud para los otros misioneros.

Por lo general, aproximadamente 120 misioneros residen en el CCM de Perú. Las clases y reuniones ocupan la mayor parte de los horarios programados. Pero habrá oportunidades para hacer proselitismo en el campo y experiencias de activación, participar en proyectos de servicio semanal, actividades en los días de preparación, charlas fogoneras y devocionales. Disfrutará de comer en el comedor y participar en actividades físicas diariamente en los lugares de deportes al aire libre.

Su experiencia en el CCM de Perú verdaderamente será única, gratificante y espiritualmente edificante. Aprender a enseñar el Evangelio es un desafío y extenderá su capacidad y potencial, pero las bendiciones espirituales que acompañan a esta obra brindan felicidad y gran crecimiento personal.

La hermana González y yo le damos la bienvenida al CCM de Perú. Sabemos que están a punto de embarcarse en una experiencia inigualable. Al prepararse y servir fielmente, nuestro Padre Celestial le bendecirá a usted y a su familia.

Presidente y hermana González