30: El plan de salvación

SACERDOCIO AARONICO Manual 1, (2002), 111–114


OBJETIVO

Que los jóvenes comprendan que nuestro Padre Celestial tiene un plan que nos ayudará a volver a vivir con El.

PREPARACION

  1. 1.

    Materiales necesarios:

    1. a.

      Libros canónicos para cada uno de los jóvenes.

    2. b.

      Lápices para marcar las Escrituras.

    3. c.

      Un mapa de carreteras.

  2. 2.

    Prepare carteles, algunos en formas de flechas para disponer de la siguiente manera:

    plan of salvation arrows

SUGERENCIAS PARA EL DESARROLLO DE LA LECCION

Introducción

Relato

Lea o cuente el siguiente relato acerca del obispo H. Burke Peterson.

“Tanto mis padres como mis abuelos eran oriundos de Utah. Sin embargo, mi madre y mi padre comenzaron su vida matrimonial en Phoenix, Arizona. Ahí nos criamos juntos mis tres hermanos y yo. La mayoría de los veranos mi padre nos llevaba a Utah para salir del calor de Arizona y para gozar de la compañía de nuestros primos y demás familiares.

“...Cuando fui lo suficientemente mayor para trabajar, tuve el deseo de viajar solo desde Phoenix a Utah y de pasar el verano allí trabajando y ganando dinero. Esto había planeado hacerlo durante las vacaciones del verano. Un día de primavera, antes de que terminara el año escolar, le pregunté a mi padre si podía ir a Salt Lake City a trabajar y luego regresar a Phoenix al final del verano para estar con mi familia y asistir a la escuela nuevamente. Después de pensarlo, mis padres decidieron que estaba bien que fuera. Al término de las clases en mayo, mi padre me llevó a la estación de autobuses y, ya que no tenía dinero aún, me compró un pasaje para Salt Lake City. Me sorprendí cuando descubrí que me había comprado un boleto de ida solamente y no uno de ida y vuelta. Fue entonces que me dijo que él se hacía responsable de enviarme a Salt Lake City, pero que era responsabilidad mía trabajar en lo que fuera necesario mientras estaba ahí y comprar el boleto, al término del verano, para regresar a Arizona. Como es de imaginarse, después de pasar por la experiencia de trabajar fuera de casa, yo deseaba con ansiedad regresar a Phoenix, ya que recordaba muy bien los momentos felices que había pasado allí. Siempre había gozado de la relación que tenía con mis tres hermanos, a quienes quería mucho, y había vivido muy bien y feliz con mis padres.

“Cuando llegué a Salt Lake City, me dispuse inmediatamente a buscar trabajo. En cuanto me entregaron mi primer pago, adivinen lo que hice. Primero pagué mis diezmos y luego llevé el resto del dinero a la estación de autobuses en Salt Lake City y compré un boleto de regreso a Phoenix. Quería estar seguro de que al terminar el verano, nada me impediría volver a casa. Yo sentía mucho cariño por mi familia. El resto del verano, procuré cuidarme bien y hacer todo lo necesario para asegurar mi regreso a casa. Más que cualquier otra cosa, quería nuevamente sentir la felicidad de estar con mi familia” (“Return Ticket Home”, New Era, abril de 1974, pág. 5).

  • ¿De qué forma se preparó el joven Burke Peterson para volver a su casa? (Trabajó arduamente y ganó el dinero suficiente para comprar un boleto de regreso. Se cuidó bien a fin de poder regresar a casa.)

Presentación a cargo del asesor

Explique que todos tuvimos una experiencia similar cuando vinimos a esta tierra. Nuestro Padre Celestial nos explicó cómo era la tierra que El había preparado para nosotros. Nos enseñó lo que se esperaba que hiciéramos si escogíamos venir aquí. Nos hizo saber que si deseábamos venir a la tierra, El nos aseguraría nuestro nacimiento mortal. Parecida a la experiencia que el obispo Peterson pasó cuando joven, nuestro Padre Celestial nos dio a cada uno de nosotros un boleto de ida solamente. Si regresamos nuevamente o no dependerá de lo que cada uno de nosotros haga mientras estemos aquí.

Análisis de un mapa

Muestre el mapa de carreteras.

  • ¿Qué es esto? (Un mapa de carreteras.)

  • ¿Por qué usamos un mapa cuando viajamos? (Nos ayuda a seguir el camino correcto, para así poder llegar a nuestro destino y volver a casa sin perdernos.)

Explique que la vida es semejante a un viaje por carretera. Nuestro Padre Celestial sabía que necesitaríamos orientación para encontrar el camino. Por motivo de Su gran amor por nosotros, El nos dio un plan que podemos comparar con un mapa de caminos. Si seguimos este plan, y tenemos fe en Jesucristo, volveremos a nuestro hogar celestial para vivir con El.

  • ¿Dónde podemos aprender acerca del plan de nuestro Padre Celestial? (De los profetas y las Escrituras.)

Ponga a la vista los libros canónicos.

  • ¿Por qué son los profetas y las Escrituras como un mapa de carreteras? (Los tres dan direcciones y nos muestran cómo podemos llegar de un lugar a otro.)

Vida preterrenai (antes del nacimiento)

Análisis de un pasaje de las Escrituras

Ponga a la vista el cartel con la inscripción “Vida preterrenai”.

Solicite a uno de los jóvenes que lea Abraham 3:22-28 mientras los demás siguen en silencio la lectura en sus ejemplares de las Escrituras.

  • ¿Qué aprendemos en este pasaje de las Escrituras acerca de nuestra vida preterrenai?

A medida que los jóvenes responden, analice con ellos los siguientes conceptos:

  1. 1.

    Vivimos con nuestro Padre Celestial como Sus hijos espirituales. A esta etapa se le conoce como nuestro primer estado.

  2. 2.

    Aprendimos el plan de nuestro Padre Celestial.

  3. 3.

    Deseábamos venir a la tierra, nuestro segundo estado.

  4. 4.

    Deseábamos probar que éramos dignos de regresar a El.

  5. 5.

    Escogimos seguir a Jesucristo en vez de a Satanás.

  • ¿Cómo piensan que sería nuestra vida si hubiéramos rechazado el plan de nuestro Padre Celestial?

Haga que los diáconos comprendan que si hubiéramos rechazado el plan de nuestro Padre Celestial, no habríamos guardado nuestro primer estado y nos habríamos convertido en seguidores de Satanás.

Solicite a los jóvenes que marquen estos versículos en sus ejemplares de las Escrituras.

Dígales que debido a que escogieron seguir a Cristo, se les dio la oportunidad de dejar el hogar celestial y venir a vivir a la tierra.

Ponga a la vista la flecha con la inscripción “Nacimiento” y el cartel con “Vida terrenal”.

Vida terrenal (mortalidad)

Análisis

  • ¿En qué se diferencia la vida terrenal de la vida preterrenal?

Haga hincapié en los siguientes conceptos:

  1. 1.

    Ahora tenemos cuerpos físicos (cuerpos de carne y huesos) además de nuestros cuerpos espirituales.

  2. 2.

    No estamos en la presencia de nuestro Padre Celestial.

  • ¿De qué manera son similares la vida terrenal y la vida preterrenal? Haga hincapié en los siguientes conceptos:

  1. 1.

    Seguimos siendo libres para escoger si hemos de seguir a Jesús o a Satanás.

  2. 2.

    Podemos regresar para vivir con nuestro Padre Celestial si seguimos Sus enseñanzas y tenemos fe en Jesucristo.

Análisis de un pasaje de las Escrituras

Pida al joven que lea nuevamente Abraham 3:25.

  • De acuerdo con este versículo, ¿por qué es tan importante esta vida terrenal? (Porque aquí es donde se nos prueba para ver si obedecemos los mandamientos del Señor.)

  • Si obedecemos los mandamientos, ¿qué sucederá?

Recalque que ésta es la manera de obtener el boleto de regreso a la morada de nuestro Padre Celestial.

El mundo de los espíritus (la vida después de la muerte)

Análisis

Ponga a la vista la flecha con la inscripción “Muerte”.

  • De acuerdo con el plan de nuestro Padre Celestial, ¿qué nos sucede al morir? (Nuestros cuerpos espirituales dejan nuestros cuerpos físicos.)

  • ¿Qué sucede con nuestros cuerpos físicos cuando morimos? (Se quedan aquí sobre la tierra.)

  • ¿Qué sucede con nuestros cuerpos espirituales? (Se van al mundo de los espíritus.)

Ponga a la vista el cartel con la inscripción “Mundo de los espíritus”.

Explique que actualmente tenemos los mismos cuerpos espirituales que tuvimos antes de nacer sobre la tierra. Podemos pensar, sentir y actuar igual que entonces.

Análisis de pasajes de las Escrituras

Con el fin de saber qué sucederá en el mundo de los espíritus, pida a uno de los jóvenes que lea Alma 40:12 mientras el resto de la clase sigue la lectura en silencio en sus respectivos ejemplares de las Escrituras.

  • Según Alma, ¿quiénes serán felices? (Los justos; aquellos que han guardado los mandamientos de nuestro Padre Celestial.)

  • ¿Cómo se llama el lugar a donde van los espíritus de los justos? (Paraíso.)

Pida a los jóvenes que marquen ese versículo.

Lea y analice con la clase lo que sucederá con los espíritus de los malvados, de acuerdo con Alma 40:13-14. Haga que comprendan que, en el mundo de los espíritus, las personas conocerán la felicidad o la desdicha según lo que hagan aquí sobre la tierra.

Solicite a los jóvenes que marquen ese pasaje de las Escrituras.

En casa con nuestro Padre Celestial

Análisis de pasajes de las Escrituras

Explíqueles que después del mundo de los espíritus, viene la resurrección. En ella, se juntará nuestro cuerpo espiritual con nuestro cuerpo físico para no separarse jamás.

Pida a uno de los jóvenes que lea 2 Corintios 5:10.

  • ¿Qué sucederá después que resucitemos? (Nos enfrentaremos al tribunal de Cristo para ser juzgados.)

Ponga a la vista la flecha con la inscripción “Resurrección y juicio”.

Haga que los jóvenes comprendan que en el juicio, Jesús nos dirá si hemos ganado o no el derecho de regresar a la presencia de nuestro Padre Celestial. Su decisión estará basada en cuán fielmente lo hemos seguido a El durante nuestro segundo estado.

Indique que ahora no podemos saber en toda su plenitud cuán maravilloso será vivir con nuestro Padre Celestial para siempre.

Solicite a uno de los jóvenes que lea 1 Corintios 2:9 mientras el resto sigue la lectura en silencio en sus propios ejemplares de las Escrituras. Explique que el gozo que experimentaremos al regresar a la presencia de nuestro Padre Celestial será mucho más grande que ninguna otra felicidad que podamos conocer en esta tierra.

Pida a los jóvenes que marquen ese versículo.

Ponga a la vista el cartel con la inscripción “Reino Celestial”.

Conclusión

Cita

Lea la siguiente declaración hecha por el obispo H. Burke Peterson, la cual resume el plan de nuestro Padre Celestial y la forma en que podemos regresar a Su presencia.

“El [nuestro Padre Celestial] nos dijo que esperaba que cada uno de nosotros hiciera todo lo que estuviera a su alcance por asegurarse el viaje de regreso. Cuando nacimos en esta tierra, se puso un velo en nuestra memoria que nos hizo olvidar nuestra existencia anterior, y por eso no podemos recordar cuán feliz era nuestra relación familiar. De manera que se nos enseña a vivir por medio de la fe. Se nos enseña a ser obedientes, y a desarrollar la fe necesaria para guardar los mandamientos y para vivir de manera tal que merezcamos la maravillosa experiencia de relacionarnos nuevamente con nuestros hermanos y hermanas celestiales, y con nuestros Padres Celestiales.

“Con el fin de ayudarnos a hacer todo aquello que sea correcto mientras pasamos por esta experiencia terrenal (mortal), nuestro Padre Celestial ha organizado Su Iglesia sobre la tierra. Esta pone a disposición de todos las enseñanzas y las ordenanzas necesarias para quienes deseen regresar a Su presencia. Si escuchamos a nuestros líderes y hacemos lo que ellos nos piden que hagamos, se nos asegura que estaremos en condiciones de adquirir un boleto de regreso a la morada de nuestro Padre Celestial cuando nuestra estadía aquí en la tierra haya terminado” (“Return Ticket Home”, New Era, abril de 1974, pág. 5).

Testimonio

Dé su testimonio de que para llegar a ser como nuestro Padre Celestial y volver a vivir con El, vale la pena esforzarnos al máximo por obedecer los mandamientos.