“Más de un testigo”

El Libro de Mormón: Guía de estudio para el miembro de la clase, 1999


• Después de establecer el orden de la Iglesia entre el pueblo de Gedeón y Melek, Alma fue a predicar a la tierra de Ammoníah. ¿Qué problema enfrentó allí? (Véase Alma 8:8–9.)

• ¿Qué palabras de Alma 8:10 describen la intensidad de los esfuerzos de Alma en Ammoníah? ¿Cómo respondió el pueblo de Ammoníah a la predicación de Alma? (Véase Alma 8:11–13.)

Al estudiar Alma 8:18–32 y Alma 10–11, busque las formas en que Amulek cambió al obedecer el mensaje del ángel y al servir como el compañero de Alma.

• ¿Cuál es la forma en que el estado de nuestro corazón afecta el entendimiento que tengamos de la palabra de Dios? (Véase Alma 12:9–11.) ¿Cómo podemos tener corazones que reconocen, comprenden y aceptan la palabra de Dios? (Véase 1 Nefi 2:16; 15:11.)

Sugerencia para el análisis en familia

Explique que cuando Alma fue solo a la ciudad de Ammoníah, el pueblo dijo: “¿Quién es Dios, que no envía a este pueblo más autoridad que la de un hombre?” (Alma 9:6). Más tarde el pueblo se quedó asombrado cuando Amulek les predicó, “viendo que había más de un testigo” (Alma 10:12). Como familia, lean los pasajes de las Escrituras que aparecen en la siguiente gráfica. Nótese cómo Alma y Amulek conti-nuaron predicando doctrinas similares a fin de apoyarse el uno al otro:

Doctrina

El testimonio de Amulek

El testimonio de Alma

La Expiación

Alma 11:40

Alma 12:33–34

El arrepentimiento

Alma 11:40

Alma 12:24

El juicio

Alma 11:41

Alma 12:14

La Resurrección

Alma 11:41–42

Alma 12:24–25

• ¿Cuáles son los beneficios de tener más de un testigo al compartir el Evangelio? ¿Cómo podemos soste-nernos los unos a los otros en esa tarea?