Isaac y Rebeca

Primaria 6: El Antiguo Testamento, 1996


Objetivo

Enseñar a los niños que las mismas bendiciones eternas que se les prometieron a Abraham, a Isaac y a Jacob pueden ser de ellos si hacen convenios matrimoniales en el templo y los honran.

Preparación

  1. 1.

    Con oración, estudie:

    • Génesis 24:1–6: Abraham le manda a Isaac no contraer matrimonio con una mujer cananea. Envía a su criado a buscar una esposa para Isaac.

    • Génesis 24:7–59: El Señor guía al criado de Abraham para que elija a Rebeca como esposa para Isaac.

    • Génesis 24:60–67: A Rebeca se la bendice para ser la madre de millares de millares. Rebeca se casa con Isaac.

  2. 2.

    Estudie la lección y decida qué método empleará para enseñar a los niños el relato de las Escrituras (véase “Cómo preparar las lecciones”, pág. VII, y “La enseñanza por medio de las Escrituras”, pág. VIII). Elija las preguntas para analizar y las actividades complementarias que mejor promuevan la participación de los niños y los ayuden a alcanzar el objetivo de la lección.

  3. 3.

    Practique cortar el aro de papel que utilizará para la actividad para captar la atención. Doble a lo largo una hoja de papel de 12.5 cm. x 17.5 cm. y corte donde se encuentran las líneas punteadas, como se muestra en el dibujo. Por último, corte sobre el doblez de X a Y, dejando los dos extremos doblados sin cortar. Desdoble el papel y con cuidado estírelo para que forme un aro. En la página siguiente se proporciona un patrón del tamaño natural.

  4. 4.

    Materiales necesarios:

    1. a.

      Una Biblia para cada niño.

    2. b.

      Una hoja de papel de 12.5 cm. x 17.5 cm. y tijeras.

    3. c.

      La lámina 6–15: Rebeca junto al pozo (62160).

Sugerencias para el desarrollo de la lección

Pida a uno de los niños que ofrezca la primera oración.

Actividad para captar la atención

Diga a los niños que les va a mostrar la forma de hacer un aro grande de papel de una hoja que mide 12.5 cm. x 17.5 cm. Explique que para lograrlo, va a seguir las instrucciones al pie de la letra. Corte el papel de acuerdo con las instrucciones y ábralo con cuidado para que quede el aro. Pida a uno de los niños que se ponga de pie y que con cuidado se pase el aro de papel sobre la cabeza y el resto del cuerpo hasta que llegue al piso.

• ¿En qué forma es el matrimonio eterno como un aro? (No tiene fin.) ¿Qué se requiere para que un matrimonio en el templo dure para siempre y no tenga fin? (Ambos, marido y mujer, deben obedecer los mandamientos de nuestro Padre Celestial y guardar los convenios que hayan hecho.)

Explique a los niños que en esta lección aprenderán más acerca del matrimonio eterno. Dígales que nuestro Padre Celestial nos ha proporcionado la manera de recibir las mismas bendiciones que Él le prometió a Abraham. Repase esas promesas que se encuentran registradas en Génesis 22:17–18 y explique que el Señor hizo con Isaac y Jacob los mismos convenios que había hecho con Abraham, y que Él promete lo mismo a todo aquel que contraiga matrimonio en el templo, y guarde Sus mandamientos y los convenios que haya hecho en el templo.

Actividad optativa para captar la atención

Muestre el aro a los niños y analice cómo se asemeja al matrimonio eterno.

Relato de las Escrituras

Enseñe a los niños el relato que se encuentra registrado en Génesis 24 de cómo Abraham escogió esposa para Isaac, y analice las cualidades que Rebeca desarrolló con el fin de prepararse para ese matrimonio eterno. Explique la importancia de prepararse para contraer un matrimonio celestial y de buscar la ayuda de nuestro Padre Celestial con el fin de escoger al cónyuge ideal. Ponga a la vista la lámina en el momento que usted considere más apropiado. (En “La enseñanza por medio de las Escrituras”, pág. VIII, encontrará varias sugerencias de cómo enseñar los relatos de las Escrituras.)

Preguntas para analizar y aplicar

Al preparar la lección, estudie las preguntas y los pasajes de las Escrituras que se encuentran a continuación. Después, utilice las preguntas que usted considere que mejor ayudarán a los niños a comprender las Escrituras y a aplicar los principios en su vida. El leer los pasajes en clase con los niños hará que éstos entiendan mejor las Escrituras.

• ¿Por qué se preocupaba Abraham de que Isaac no se casara con una mujer cananea? (Génesis 24:3–4; los cananeos adoraban dioses falsos. Si Isaac se casaba con alguien que practicaba otra fe, contraería matrimonio fuera del convenio. Abraham deseaba que Isaac se casara con una mujer que le ayudara a mantenerse fiel. Sólo así el sacerdocio permanecería con los descendientes de Abraham y ellos podrían recibir las bendiciones especiales que el Señor había prometido a Abraham y a su simiente.) (Véase la actividad complementaria N° 1.)

• ¿Cómo se sentirían si alguien hiciera los arreglos para que ustedes se casaran con una persona a la que no conocían, como sucedió con Isaac y Rebeca? ¿En qué clase de persona confiarían ustedes para que les escogiera una esposa?

• ¿Qué características poseía el criado de Abraham que demostraban que era digno de confianza para buscar la esposa indicada para Isaac? (Génesis 24:12–14, 33, 48. Él oró para pedirle al Señor que corroborara su plan en lugar de pedirle que le resolviera el problema. A él le preocupaba más llevar a cabo la asignación que su propio bienestar. Él expresó gratitud por la ayuda del Señor.) Al buscar la ayuda del Señor, ¿en qué forma pueden seguir el ejemplo del criado de Abraham?

• ¿Qué demuestra la disposición de Rebeca de dar de beber a los camellos del criado sobre la clase de persona que era ella? (Génesis 24:18–19.) ¿Qué pueden hacer ustedes para desarrollar la cualidad de ser trabajadores, generosos y responsables? Cuando se les encomienda una tarea difícil, ¿qué podrían hacer para que ésta fuera más llevadera? ¿En qué forma terminó Rebeca su ardua tarea? (Génesis 24:20.) (Véase la actividad complementaria N° 2.)

• ¿De qué manera respondieron el padre y el hermano de Rebeca a la petición de que Rebeca se casara con Isaac? (Génesis 24:50–51.) ¿En qué forma afectan a los hijos los ejemplos de los padres?

• ¿Qué gran atributo manifestó Rebeca cuando respondió a su familia sobre el hecho de partir con el criado? (Génesis 24:58; tenía fe en Dios.) ¿Por qué creen que Rebeca estaba dispuesta a casarse con un extraño de otra tierra? (Rebeca deseaba contraer matrimonio dentro del convenio y obtener las bendiciones de Abraham para ella y para sus hijos.)

• ¿Qué hizo la familia de Rebeca antes de que ella partiera de su lado? (Génesis 24:60.) En la opinión de ustedes, ¿cómo puede la bendición de un padre ayudar a un persona a prepararse para casarse?

• ¿Cuándo deben empezar ustedes a prepararse para su matrimonio eterno? Un Profeta de los últimos días, el presidente Spencer W. Kimball, dijo: “Recomendamos… que todos los jóvenes y jovencitas planeen desde su infancia contraer matrimonio sólo en el templo… a vivir una vida sin mancha para que eso se pueda llevar a efecto” (“The Matter of Marriage” [discurso pronunciado en el Instituto de Religión de Salt Lake, el 22 de octubre de 1976]).

• ¿Cuáles son algunas de las cosas que podrían hacer para prepararse para su matrimonio eterno? ¿Qué podrían hacer ahora, dentro de sus respectivas familias, para que éstas fueran más celestiales?

• ¿Cuál fue una de las cosas importantes que Isaac hizo para que su matrimonio fuera feliz? (Génesis 24:67; él amó a su esposa.) ¿Cómo pueden ustedes demostrar más amor por los miembros de su familia?

Actividades complementarias

En cualquier momento de la lección o como repaso, resumen o cometido, utilice una o más de las siguientes actividades:

  1. 1.

    Muestre a los niños algunas láminas de templos y testifique acerca de la importancia de contraer matrimonio en un templo de Dios. Explique que al casarse en el templo ellos se hacen merecedores de todas las bendiciones de Abraham, Isaac y Jacob. Repase las bendiciones prometidas a Abraham (véase la lección 9, la actividad complementaria N° 1). Al tener presente a los niños que provengan de hogares en donde los padres estén divorciados, pregunte a la clase cómo pueden alentar a los padres que todavía no hayan tenido el privilegio de ser sellados en el templo, a prepararse para recibir esas bendiciones. Si usted ya ha entrado en el templo, hable con la clase sobre lo que haya sentido allí.

  2. 2.

    Muestre la lámina de un camello (6–15; Rebeca junto al pozo: 62160; o Los reyes magos, Las bellas artes del Evangelio 203; 62120). Explique que a pesar de que un camello puede pasar varios días sin beber agua, en el verano puede beber unos diecinueve litros. Imagínense cuántos viajes tuvo que hacer Rebeca al pozo para llenar su cántaro de agua y darle de beber a diez camellos. Indique cuán grande era el deseo de Rebeca de prestar servicio a los demás. Pida a los niños que dibujen varios cántaros en una hoja de papel y que escriban en cada uno de ellos algo que estén dispuestos a hacer para prestar servicio a alguien más.

  3. 3.

    Pida a los niños que se sienten en las sillas formando un semicírculo. Coloque una silla extra en el semicírculo. Diga a los niños que se imaginen que están en el cielo y sus familias están sentadas en esas sillas. ¿Cómo sería el cielo si ustedes miraran a su alrededor y se dieran cuenta de que falta uno de sus familiares?

    Quizás desee hablar sobre la siguiente cita del presidente Ezra Taft Benson, decimotercer Presidente de la Iglesia:

    “La intención de Dios fue que la familia fuera eterna. De todo corazón, testifico en cuanto a la veracidad de esta declaración. Ruego que Él nos bendiga para que fortalezcamos nuestro hogar y la vida de cada uno de los miembros de la familia para que, a su debido tiempo, volvamos ante nuestro Padre Celestial en Su hogar celestial, y podamos decirle que estamos todos: padre, madre, hermana, hermano, todos nuestros seres queridos. Todas las sillas están ocupadas. Todos estamos de regreso en el hogar” (The Teachings of Ezra Taft Benson, 1988, pág. 493).

    Analice con los niños formas en las cuales podemos seguir el consejo del presidente Benson ahora y en el futuro. (Tenga cuidado de no lastimar los sentimientos de aquellos niños de la clase cuyos padres estén divorciados o tengan sólo al padre o a la madre.) Exhórtelos a ir a la casa y analizar estos conceptos con sus familias y a hacer una lista de ideas que puedan poner en práctica todos juntos.

  4. 4.

    Haga que los niños representen el relato de Rebeca e Isaac. Tal vez desee llevar a clase algunos disfraces sencillos.

  5. 5.

    Si posee una recomendación para el templo, podría mostrarla a los niños, y expresar cuán sagrado privilegio es entrar en el templo del Señor. Hable con los niños sobre algunas de las cosas que se requieren para que un miembro de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días reciba una recomendación para el templo:

    • Mantener el cuerpo y la mente limpios y puros.

    • Sostener al Presidente de la Iglesia como Profeta, Vidente y Revelador.

    • Pagar un diezmo íntegro.

    • Guardar la Palabra de Sabiduría.

    • Ser totalmente honrado.

    • Asistir a las reuniones de la Iglesia y guardar los mandamientos.

    • Tratar a la familia con bondad.

    Exhorte a los niños a fijarse ahora la meta de contraer matrimonio en el templo para que de esa forma puedan ser merecedores de las bendiciones de Abraham y poner así a disposición de sus hijos esas mismas bendiciones.

  6. 6.

    Lea la siguiente cita del presidente Spencer W. Kimball, duodécimo Presidente de la Iglesia:

    “Teniendo presente la importancia de la obra vicaria no puedo menos que pensar que sería maravilloso si en cada hogar de Santos de los Últimos Días hubiera en el dormitorio de cada niño, o sobre la chimenea en la sala, una fotografía de buen tamaño de un templo; esto les ayudaría a recordar con frecuencia el propósito de estos bellos edificios. Creo que habría muchos más casamientos en el templo que los que se efectúan en la actualidad, y que durante sus años de crecimiento, los niños tendrían la fotografía de uno de nuestros templos como un recordatorio y una meta constantes. Recomiendo esto a todos los santos” (¿Y por qué peligramos?, Liahona, julio de 1977, pág. 4).

  7. 7.

    Canten o repitan la letra de las canciones “Las familias pueden ser eternas” (Canciones para los niños, pág. 98) o “Me encanta ver el templo” (Canciones para los niños, pág. 95).

Conclusión

Testimonio

Quizás desee testificar de la gran bendición que es el matrimonio en el templo. Exprese su gratitud por el amor que el Padre Celestial tiene por cada uno de nosotros. Aliente a los niños a desarrollar las buenas cualidades que les permitirán ser parte de una familia eterna.

Sugerencias para que los niños hablen con la familia

Inste a los niños a hablar con la familia sobre una parte específica de la lección, tal como un relato, una pregunta o actividad, o que lean con ella las “Sugerencias de lectura” que tienen para estudiar en casa.

Sugerencias de lectura

Sugiera a los niños que estudien en casa Génesis 24:42–51, 58 como repaso de la lección de hoy.

Pida a uno de los niños que ofrezca la última oración.