José en Egipto

Primaria 6: El Antiguo Testamento, 1996


Objetivo

Alentar a los niños a alejarse de las tentaciones y a vivir cerca del Señor con el fin de mantenerse puros.

Preparación

  1. 1.

    Con oración, estudie:

    • Génesis 39: José, que fue vendido para Egipto, sirve a Potifar, es acusado falsamente y es puesto en la cárcel.

    • Génesis 40: José interpreta los sueños del copero y del panadero de Faraón.

    • Génesis 41: José interpreta los sueños de Faraón, se prepara para los tiempos de hambre y gobierna en Egipto.

  2. 2.

    Lectura complementaria: Salmos 24:3–5: Los limpios de manos y puros de corazón estarán en el lugar santo del Señor.

  3. 3.

    Estudie la lección y decida qué método empleará para enseñar a los niños el relato de las Escrituras (véase “Cómo preparar las lecciones”, pág. VII, y “La enseñanza por medio de las Escrituras”, pág. VIII). Elija las preguntas para analizar y las actividades complementarias que mejor promuevan la participación de los niños y los ayuden a alcanzar el objetivo de la lección.

  4. 4.

    Materiales necesarios:

    1. a.

      Un ejemplar de la Biblia para cada niño.

    2. b.

      Dos imanes, uno con un rótulo que diga “Dios” y otro con uno que diga “Satanás”; y un clavo, un alfiler o un sujetador de papel (broche o clip). Para la actividad suplementaria para captar la atención, trace en una hoja de papel una figura sencilla de una persona.

    3. c.

      Las láminas 6–18: José se resiste a la esposa de Potifar (Las bellas artes del Evangelio 110; 62548) y 6–19: José, el copero y el panadero.

Sugerencias para el desarrollo de la lección

Pida a uno de los niños que ofrezca la primera oración.

Actividad para captar la atención

Diga a la clase que el clavo, el alfiler o el sujetador de papel nos representa a nosotros. Colóquelo entre los dos imanes, sobre una superficie plana, para que pueda ser atraído por cualquiera de los dos imanes. Muéstreles que, cuanto más nos alejemos de “Satanás”, menos poder tiene para tentarnos. A medida que usted mueva el objeto de metal hacia el imán que representa a Dios, explique que, cuanto más cerca vivamos del Señor, más influencia tiene en nosotros Su bondad. Cuando procuramos lo bueno, menos influirá en nosotros lo malo.

Actividad suplementaria para captar la atención

Pida a los niños de su clase que sean los “vientos de la tentación”. Sostenga una punta de la hoja de papel con el dibujo que ha hecho y muévala cerca de los niños mientras ellos soplan hacia el papel. Muéstreles cómo cuando usted aleja el papel de las malas influencias, menos es el efecto que tienen sobre él.

Si deseamos permanecer firmes e inmovibles ante la maldad, debemos alejarnos de la tentación.

Relato de las Escrituras

Utilice las láminas en el momento adecuado para enseñar los relatos de lo que le sucedió a José mientras se encontraba en Egipto de los pasajes de las Escrituras enumeradas en la sección “Preparación”. (En “La enseñanza por medio de las Escrituras”, pág. VIII, encontrará varias sugerencias de cómo enseñar los relatos de las Escrituras.)

Preguntas para analizar y aplicar

Al preparar la lección, estudie las preguntas y los pasajes de las Escrituras que se encuentran a continuación. Después, utilice las preguntas que usted considere que mejor ayudarán a los niños a comprender las Escrituras y a aplicar los principios en su vida. El leer los pasajes en clase con los niños hará que éstos entiendan mejor las Escrituras.

José permanece puro

Mientras José sirve en la casa de Potifar, se propone conservar su pureza personal y guardar los mandamientos de Dios.

• ¿Cómo se le trató a José mientras era siervo de Potifar? (Génesis 39:3–6.) ¿Por qué creen que Potifar confiaba en José y le dio tal responsabilidad? ¿Cómo podemos ganarnos la confianza de otras personas?

• Cuando la esposa de Potifar trató de tentar a José para que hiciera lo malo, ¿qué hizo él para mantenerse puro? (Génesis 39:8–10, 12.) Explique que no escuchándola significa que no le prestó atención, que no le hizo caso. Huyó significa que se escapó. ¿Qué podemos hacer cuando somos tentados a hacer algo malo? (Véase la actividad complementaria N° 1.)

• Aun cuando a José se le acusó falsamente y fue encarcelado, ¿cómo lo bendijo el Señor? (Génesis 39:21–23.) Cuando a ustedes se les trata en forma injusta o se les castiga sin razón, ¿qué pueden hacer para mantener el Espíritu del Señor?

El poder del Señor guía a José

José interpreta los sueños del copero y del panadero de Faraón mientras se encuentra en prisión, y más tarde el sueño de Faraón acerca de la necesidad de prepararse para los tiempos de hambre.

• ¿Cómo pudo José interpretar los sueños del copero y del panadero de Faraón? (Génesis 40:8.) Una vez que José interpretó esos sueños, qué favor pidió a cambio? (Génesis 40:14–15.) ¿De qué se olvidó el jefe de los coperos? (Génesis 40:23.) ¿Cómo podemos demostrar agradecimiento a las personas que nos ayudan?

• ¿Por qué se acordó por fin el jefe de los coperos de José? (Génesis 41:1, 8–9.) ¿Cuánto tiempo había pasado? ¿Qué le dijo el jefe de los coperos a Faraón? (Génesis 41:9–13.)

• ¿Qué le dijo José a Faraón acerca de su habilidad para interpretar sueños? (Génesis 41:16.) ¿Qué indica eso acerca de la forma de ser de José? ¿A quién le debemos nuestros talentos, nuestras bendiciones y nuestros dones espirituales?

• ¿De qué manera explicó José los sueños de Faraón? (Génesis 41:2–7, 26–31.) ¿Qué solución dio José para que Egipto sobreviviera durante la época de hambre? (Génesis 41:33–36.) ¿Qué nos enseñan en la actualidad los líderes de nuestra Iglesia acerca del almacenamiento de comida? ¿Por qué es eso un buen plan?

• ¿Por qué escogió Faraón a José para que se encargara de recoger y distribuir la comida? (Génesis 41:38–39.) ¿Qué atributos de su forma de ser podrían ustedes utilizar para bendecir la vida de los demás? (Trate de que los niños se den cuenta de cuáles son sus aspectos personales más sobresalientes.)

• ¿Qué privilegio y poder se le dio a José en Egipto? (Génesis 41:41–43.) ¿Qué hizo José durante los siete años de abundancia? (Génesis 41:48–49.)

• Cuando el hambre llegó, como se había previsto, quiénes, además de los egipcios, fueron a los graneros de José para comprar comida? (Génesis 41:56–57.) Explique que en la próxima lección los niños aprenderán acerca de la familia de José, que fue desde Canaán hasta Egipto a comprar comida durante la época de hambre.

Actividades complementarias

En cualquier momento de la lección o como repaso, resumen o cometido, utilice una o más de las siguientes actividades:

  1. 1.

    Nuestro Padre Celestial y Jesucristo saben que es más difícil evitar la tentación cuando, a sabiendas nos acercamos a ella. Analice con los niños la forma en que pueden mantenerse alejados de la tentación en las siguientes situaciones:

    1. a.

      Sobre la mesa se encuentra un plato con tu postre preferido, listo para llevarlo a un vecino que se encuentra enfermo.

    2. b.

      Tus padres te han advertido que no debes ir a nadar si no hay alguien contigo para vigilarte. Es un día de mucho calor y te encuentras junto al agua; quizás podrías meterte sólo hasta donde el agua te llegue a las rodillas…

    3. c.

      Algunos de tus amigos tratan de convencerte de que pruebes fumar un cigarrillo. Siempre que estás con ellos, te provocan para que aunque sea le des una fumada (pitada).

    4. d.

      Cuando lees cierto libro, te asaltan malos pensamientos.

    Si lo desea, haga una lista en la pizarra de otras tentaciones, tales como decir chismes, mirar revistas vulgares, decir malas palabras, vestirse inmodestamentes, mirar películas o programas de televisión poco apropiados, decir chistes o cuentos sucios o vulgares, escuchar canciones con letra poco apropiada o utilizar drogas. Analice estrategias para resistir la maldad, tales como alejarse de la situación, y reemplazar la tentación con algo que valga la pena. A medida que analice cada influencia mala, bórrela de la pizarra.

  2. 2.

    Explique que el decidir permanecer limpios y puros antes de que llegue la tentación puede ser una protección. El presidente Spencer W. Kimball enseñó:

    “…hay ciertas decisiones que se toman solamente una vez… Podemos alejar de nosotros algunas cosas sólo una vez y considerar el asunto como finalizado… sin tener que reconsiderar y volver a decidir cien veces qué vamos a hacer y lo que no vamos a hacer” (“Los héroes de la juventud”, Liahona, agosto de 1976, pág. 39).

    Analice con los niños algunas decisiones que ellos pueden tomar ahora; como por ejemplo no fumar nunca; no mirar libros, revistas, programas de televisión ni videos inmorales; orar cada mañana y noche; leer las Escrituras a diario; y permanecer moralmente puros. Inste a cada niño a escribir una o más decisiones que puedan tomar ahora.

  3. 3.

    Explique que en lugar de concentrarse en evitar las cosas malas, debemos llenar nuestra vida con buenas influencias. Recite con su clase el Artículo de Fe N° 13 y analice con los niños las cosas buenas que pueden procurar en la vida.

  4. 4.

    Exhorte a los niños a proponerse ser limpios y puros. Pida a uno de ellos que lea Salmos 24:3–5. Permítales analizar la forma en que esa descripción se ajusta a José (“limpio de manos y puro de corazón”: huyó ante la tentación; que “no ha elevado su alma a cosas vanas”: atribuyó a Dios las habilidades que poseía). Es importante que los miembros de su clase comprendan la forma en que este pasaje de las Escrituras podría aplicarse a ellos.

    Proporcione lápiz y papel a los niños y pídales que terminen la frase: “Mantendré la mente y el corazón puros al _________”.Tal vez podrían anotarlas siguientes ideas: orar, leer las Escrituras, asistir a la Iglesia, ser honrado, ir sólo a ver películas buenas, leer buenos libros y seguir el ejemplo de José de evitar la maldad. Aliente a los niños a llevar sus papeles a casa y analizar lo que hayan escrito con sus familias.

  5. 5.

    Cante con los niños la canción “Voy a ser valiente” (Canciones para los niños, pág. 85. Divida la clase en dos grupos: “los convenios” y “la rectitud”. Cuando canten la estrofa “mis convenios observar” haga que ese grupo se ponga de pie y permanezca así. Haga lo mismo con la estrofa “Defenderé la rectitud”.

Conclusión

Testimonio

Testifique a su clase que cuando ellos decidan de antemano mantenerse puros, el Señor les dará una fortaleza aún mayor para resistir la maldad. Exhórtelos a permanecer alejados de la tentación lo más posible.

Sugerencias para que los niños hablen con la familia

Inste a los niños a hablar con la familia sobre una parte específica de la lección, tal como un relato, una pregunta o actividad, o que lean con ella las “Sugerencias de lectura” que tienen para estudiar en casa.

Sugerencias de lectura

Sugiera a los niños que estudien en casa el capítulo 39 de Génesis como repaso de la lección de hoy.

Pida a uno de los niños que ofrezca la última oración.

Maneras en que se utilizan los diezmos y las ofrendas