Honrar a los padres

Mujeres Jóvenes, Manual 1, 1994


Objetivo

Que cada una de las alumnas haga esfuerzos por mejorar la relación que tiene con sus padres.

Preparación

  1. 1.

    Haga una copia de los cuestionarios que aparecen en esta lección para cada una de las jóvenes de la clase. Si lo desea, puede entregárselos la semana anterior diciéndoles que los contesten y los lleven a la clase.

  2. 2.

    Asigne a las jóvenes los pasajes de las Escrituras, los relatos o las citas que desee que se lean en la clase en voz alta.

Nota a la maestra

Al preparar esta lección, si hay alguna alumna cuyo padre o cuya madre no viva en el hogar o haya muerto, o si hay alguna que no viva con sus padres, adapte el material de la manera apropiada para evitar herir sentimientos.

Sugerencias para el desarrollo de la lección

Debemos aprender a reconocer el amor de nuestros padres

Relato

Lea la primera parte del siguiente relato titulado “Regalo de Navidad”:

“Es difícil para mí contar esto porque era entonces bastante inmadura, pero nunca olvidaré la última Navidad. Es que tengo una amiga que vive en un vecindario de ricos; a su familia no le falta nada: tienen una casa linda, auto, ropa hermosa… No quiero que crean que me estoy quejando de ellos; por el contrario, son una gente muy agradable y son todos muy buenos conmigo. El papá de Carolina está en el obispado del barrio y tienen una vida familiar perfecta, justamente el tipo de vida de hogar que siempre consideré ideal.

“…Yo paso mucho tiempo allá, y ese año me invitaron para su cena de Nochebuena. Todo era fantástico, es decir, comimos en el comedor elegante, con la mesa tendida con hermosos candelabros, copas de cristal, loza fina y dos tenedores y dos cucharas en el cubierto. El papá ofreció una oración familiar para empezar.

“…Nunca en mi vida había recibido un regalo caro, pero me imaginaba los que habría allí, cuando Papá Noel llegara esa noche con los regalos…

“Cuando el hermano Morán me llevó de regreso más tarde, sentía que no quería entrar en mi casa. Al despedirse me dijo: ‘Que tengas una feliz Navidad, Estela. Fue un placer tenerte con nosotros esta noche’. Su tono era tan cálido y paternal que hubiera querido decirle cuánto lo admiraba, pero sólo pude murmurar: ‘¡Gracias! Me divertí mucho’.

“La puerta de casa estaba cerrada con llave, así que me quedé allí de pie, tocando el timbre y fijándome en la pintura de la casa que estaba descascarándose por todos lados; y la ventana todavía tenía la cortina desgarrada, que el perro, jugando, había roto un año atrás. No pude evitar el comparar la casa de los Morán con nuestra humilde y ruinosa vivienda. Oí los pasos de papá que venía a abrir, arrastrando los pies, y el televisor a todo volumen en la sala. Abrió la puerta y empezó a regañarme a gritos, reprochándome por lo tarde que había llegado y diciendo que lo menos que hubiera podido hacer era quedarme en casa en Nochebuena… Pero me consolé pensando que como estaba un poco ebrio no tenía realmente la intención de decir lo que decía.

“…En casa, no había nada que le diera un aspecto navideño, aparte de la guirnalda desteñida que estaba colgada en la puerta y de un arbolito de Navidad, pequeño y barato, del que colgaban unos cuantos globitos de colores sostenidos por trozos de alambre. La casa estaba desordenada y tenía olor a tocino rancio. “Mamá fue a recibirme, cubierta con una bata vieja… Al verle la cara, me di cuenta en seguida de que estaba otra vez con una de sus jaquecas. ‘Bien quisiera que mi hijita se quedara en casa de vez en cuando y ayudara un poco a su mamá’, me dijo, mitad en broma, mitad en reproche.

“Por el ardor que empecé a sentir en la garganta, me di cuenta de que estaba a punto de que se me saltaran las lágrimas. De pasada, toqué a mamá en el hombro y murmuré: ‘Lo siento, mamá’; pero realmente no lo sentía.

“Me fui a mi cuarto y cerré la puerta, dando un puntapié a los zapatos de mi hermanita menor que estaban en el camino.

“No lograba comprender por qué había tenido yo que nacer en ese hogar, en lugar de haber nacido en uno como el de los Morán… Es una situación muy difícil cuando se es la única persona de la familia que se ha hecho miembro de la Iglesia. Los misioneros me habían dicho que sería difícil y que tenía por delante la dura tarea de dar un buen ejemplo a los demás de mi familia. Lo había intentado, pero me parecía que los míos tenían la idea de que yo me creía una gran cosa por haberme convertido a la Iglesia y haber cambiado mi manera de vivir…

“Esa noche, me acosté sin decir la oración. No pude hacerlo; estaba tan amargada que no creía que el Señor me oyera”.

Análisis

• ¿Qué opinión tenía Estela de sus padres? ¿Por qué?

• ¿Qué piensan ustedes de los padres de Estela?

• ¿Qué habría podido hacer ella para mejorar la situación de su hogar?

Relato

Lea el final del relato:

“La mañana de Navidad desperté tarde, cuando ya los rayos del sol daban sobre mi cama. ¡Navidad! Salté de la cama con esa sensación de expectativa que produce la Navidad… Me puse la bata gastada y fui a la sala…

“ ‘Eso es para ti, Estela’, me dijo mamá, señalando una caja que había bajo el árbol.

“Papá empujó la caja hacia mí; era grande y no estaba envuelta en papel de regalo, pero la habían atado con varios restos de cinta. Pensé que sería la camiseta que me hacía falta para la clase de gimnasia; pero no era eso. Abrí la caja, y al apartar el papel de seda en que se hallaba envuelto el regalo, aparecieron ante mis ojos los pliegues del vestido más hermoso que había visto en mi vida. Era un vestido de una tela muy liviana, con falda amplia y encaje y vuelos. Tenía que haberles costado mucho dinero.

“Por unos instantes no pude emitir ni un sonido. Me había quedado sin aliento.

“ ‘¡No lo puedo creer! ¡Es precioso!’, empecé a decir una y otra vez, mientras lo apretaba contra mí.

“…Papá estaba con la mirada fija en otra dirección, disimulando, pero fui, me senté a su lado y espontáneamente le eché los brazos al cuello y le di un abrazo apretado. ¡No sé cuánto tiempo haría que no lo abrazaba así!

“ ‘¿Cómo pudieron comprármelo, papá? ¡Yo sé que es demasiado caro para ustedes!’

“El tenía los ojos… fijos en el sofá y no dijo palabra, pero noté que apretaba los labios y la boca le hacía ese gesto involuntario de cuando se contiene la emoción. Rápidamente, me pasó el brazo por los hombros y me dio un apretón, y con la misma rapidez lo retiró.

“Me quedé allí un momento sentada a su lado contemplando sus pantalones gastados y pensando en el amor y la generosidad y en la gran labor que me esperaba en los días por venir” (Carol C. Ottesen, “Holiday Homework”, New Era, dic. de 1972, págs. 22–23).

Análisis

• Al escuchar el final de esta historia, ¿cambiaron de opinión en cuanto al padre de Estela? ¿Por qué?

• En su parecer, ¿cuál sería la razón por la que Estela y su padre no se comprendían?

• ¿Qué evidencias nos da el relato del amor que sus padres sentían por ella?

• ¿Tienen ustedes a veces dudas de que sus padres las quieran?

• ¿De qué manera les demuestran ellos su cariño?

• ¿Qué pueden hacer ustedes para comprender mejor a sus padres?

Comprender a los padres es un elemento fundamental para tener una buena relación con ellos

Explíqueles que nuestro cariño y aprecio por otras personas aumentan cuando las conocemos mejor y nos enteramos de sus antecedentes (infancia, vida de hogar, etc.), sus experiencias y sus sentimientos.

Cuestionarios Si las jóvenes han contestado los cuestionarios en su casa, analícenlos ahora. Si no, entregue una copia a cada una y dígales que traten de contestar todas las preguntas durante la semana; si hay algunas cuyas respuestas no sepan, que pregunten a sus padres.

¿Qué sabes de tu mamá?

  1. 1.

    Nombre de soltera:

  2. 2.

    Lugar de nacimiento:

  3. 3.

    ¿Fue criada por sus padres?

  4. 4.

    ¿Cuántos hermanos tenía?

  5. 5.

    Situación entre los hermanos (la mayor, la menor, etc.):

  6. 6.

    La ocupación del padre:

  7. 7.

    La situación económica de la familia:

  8. 8.

    La religión de la familia:

  9. 9.

    Alguna experiencia espiritual que ella recuerde:

  10. 10.

    Antecedentes o tradiciones familiares especiales:

  11. 11.

    ¿Qué relación tenía con sus padres?

  12. 12.

    ¿Qué estudios cursó?

  13. 13.

    ¿Qué recuerdos especiales tiene de sus días de estudiante?

  14. 14.

    ¿Trabajó en un empleo antes de casarse?

  15. 15.

    ¿Cuál es su meta principal en la vida?

  16. 16.

    ¿Qué cosas la hacen sentirse feliz?

  17. 17.

    ¿Qué la entristece?

  18. 18.

    ¿Qué dificultades ha tenido que enfrentar?

  19. 19.

    ¿Cuál es su actividad favorita con la familia?

  20. 20.

    ¿Qué le gusta hacer en su tiempo libre?

¿Qué sabes de tu papá?

  1. 1.

    Nombre:

  2. 2.

    Lugar de nacimiento:

  3. 3.

    ¿Fue criado por sus padres?

  4. 4.

    ¿Cuántos hermanos tenía?

  5. 5.

    Situación entre los hermanos (el mayor, el menor, etc.):

  6. 6.

    La ocupación del padre:

  7. 7.

    La situación económica de la familia:

  8. 8.

    La religión de la familia:

  9. 9.

    Alguna experiencia espiritual que él recuerde:

  10. 10.

    Antecedentes o tradiciones familiares especiales:

  11. 11.

    ¿Qué relación tenía con sus padres?

  12. 12.

    ¿Qué estudios cursó?

  13. 13.

    ¿Qué recuerdos especiales tiene de sus días de estudiante?

  14. 14.

    ¿De qué se ocupa como medio de vida?

  15. 15.

    ¿Cuál es su meta principal en la vida?

  16. 16.

    ¿Qué cosas le hacen sentirse feliz?

  17. 17.

    ¿Qué le entristece?

  18. 18.

    ¿Qué dificultades ha tenido que enfrentar?

  19. 19.

    ¿Cuál es su actividad favorita con la familia?

  20. 20.

    ¿Qué le gusta hacer en su tiempo libre?

Análisis

Empleando los cuestionarios, continúen el análisis.

• ¿Entienden ustedes el porqué del modo de pensar de sus padres con respecto a la religión o la Iglesia?

• El saber sobre la infancia y la juventud de sus padres, ¿cómo les ayuda a comprenderlos mejor?

• El saber las respuestas a las preguntas de los cuestionarios, ¿qué valor puede tener para que establezcan una relación mejor con sus padres?

Dé fin al análisis explicando a las alumnas que la jovencita del relato, al darse cuenta de los sentimientos de su padre hacia ella, pudo comprenderlo mejor y acercarse más a él. Recalque el hecho de que el conocer los antecedentes de sus padres y saber su manera de pensar les ayudará a mejorar la relación que tienen con ellos.

Nuestro Padre Celestial ha mandado a toda joven honrar a sus padres

Pasaje de las Escrituras

Dígales que busquen Exodo 20:12 y explíqueles que Dios nos ha mandado honrar a nuestros padres. Antes de pedir a una de las jóvenes que lea el versículo, dígales que presten atención a la promesa que el Señor dio junto con el mandamiento.

• ¿Qué promesa hizo el Señor a los que honren a sus padres?

• ¿Qué querrá El decir con esa promesa?

• ¿Por qué haría Dios que el precepto de honrar a nuestros padres fuera un mandamiento?

Pida a una joven que lea Colosenses 3:20.

• ¿Por qué razón dice Pablo que debemos obedecer a nuestros padres?

Explíqueles que el aprender a honrar y obedecer a nuestros padres terrenales nos ayuda a tener una relación mejor con ellos; además, nos prepara para amar y obedecer más plenamente a nuestro Padre Celestial.

Es nuestra la responsabilidad de mejorar la relación con nuestros padres

Pregunta para reflexionar

• El saber que Dios les ha mandado honrar y obedecer a sus padres, ¿hace que su relación con ellos mejore automáticamente?

Análisis en la pizarra

• Mencionen algunas cosas específicas que ustedes pueden hacer para mejorar la relación que tienen con sus padres.

Mientras las jóvenes responden, vaya escribiendo las respuestas en la pizarra. Como guía, se dan las siguientes sugerencias:

Para mejorar la relación que tengo con mis padres, esto es lo que haré:

  1. 1.

    Seré más obediente.

  2. 2.

    Demostraré mi lealtad hacia mis padres no diciendo nada desagradable sobre ellos ni hablándoles de mala manera.

  3. 3.

    Seré más amable con todos los miembros de la familia.

  4. 4.

    Seré una buena persona.

  5. 5.

    Ayudaré más en casa.

  6. 6.

    Trataré de entender por qué son mis padres como son.

  7. 7.

    Les expresaré aprecio y agradecimiento.

  8. 8.

    Hablaré con ellos de mis problemas, mis planes y metas.

  9. 9.

    Les haré saber siempre dónde estoy.

Presentación por la maestra

Explique a la clase que una joven puede hacer muchas cosas para mejorar la relación que tiene con sus padres; por supuesto, por el hecho de que las personas son diferentes, serán también diferentes las cosas que agraden a cada pareja de padres; pero una forma en que toda jovencita puede honrar a sus padres, sean como sean ellos, es ser una buena persona. No es posible para una hija cambiar a sus progenitores, pero en cambio puede mejorar y fortalecer la relación que tenga con ellos cambiando su propio comportamiento. El élder Loren C. Dunn nos ofrece un buen ejemplo de esto:

“Recuerdo una obra de teatro con la que hace poco se hizo una película. La trama trata de unos padres cuyo hijo único acaba de regresar del servicio militar. La relación entre el padre y el hijo nunca fue muy buena; es uno de esos casos en que tanto el uno como el otro se quieren pero les es muy difícil encontrar la manera de expresar el cariño y, por lo tanto, se crea una hostilidad entre ambos porque cada uno piensa que el otro no lo quiere… El momento culminante del drama llega cuando el muchacho le dice a su padre más o menos estas palabras:

“ ‘Papá, yo he tenido siempre un resentimiento contigo porque cuando era niño nunca me dijiste que me querías; pero entonces me di cuenta de que yo tampoco te he dicho que te quiero. Bueno, papá, te lo digo ahora: Te quiero mucho’.

“En una escena cargada de emoción, padre e hijo se abrazan al sentirse inundados por el amor y el aprecio que habían estado contenidos durante tantos años. Esto probablemente nunca habría sucedido si el hijo no se hubiera dado cuenta de que él era tan culpable como sus padres de no demostrar sus sentimientos” (“en Conference Report”, abril de 1969, págs 22–23).

Pizarra y relato

A la lista que ya tiene en la pizarra, agregue la frase Les diré que los quiero.

Una joven, determinada a mejorar los sentimientos que tenía por sus padres, se acercó a su Padre Celestial en una oración ferviente. Mientras oraba, sintió la impresión de que debía agradecer al Señor por ellos, algo que nunca había hecho; al pronunciar las palabras de gratitud, instantáneamente le vinieron a la mente innumerables razones por las que debía dar las gracias por sus padres. Cuando se levantó, estaba llena de una comprensión y un amor nuevos por aquellas dos personas que, según se dio cuenta en ese momento, eran tan hijos de Dios como ella misma.

Agregue a la lista de la pizarra las palabras Oraré pidiendo ayuda.

Pregunta para reflexionar

• ¿Que harán para mejorar la relación que tienen con sus padres y complacer así a su Padre Celestial?

Actividades que se sugieren

  1. 1.

    Haga planes para llevar a cabo una “Noche de honrar a los padres”.

  2. 2.

    Prepare un bosquejo de lo que puede hacer cada alumna en su propia casa, junto con sus hermanos, para expresar respeto y aprecio a sus padres.

  3. 3.

    Sugiérales que escriban a sus padres una carta expresando sus sentimientos de cariño y de estima.

  4. 4.

    Cada una de las alumnas puede idear sus propias maneras de demostrar más amor y aprecio a sus padres.

¿Qué sabes de tu papá?

  1. 1.

    Nombre:

  2. 2.

    Lugar de nacimiento:

  3. 3.

    ¿Fue criado por sus padres?

  4. 4.

    ¿Cuántos hermanos tenía?

  5. 5.

    Situación entre los hermanos (el mayor, el menor, etc.):

  6. 6.

    La ocupación del padre:

  7. 7.

    La situación económica de la familia:

  8. 8.

    La religión de la familia:

  9. 9.

    Alguna experiencia espiritual que él recuerde:

  10. 10.

    Antecedentes o tradiciones familiares especiales:

  11. 11.

    ¿Qué relación tenía con sus padres?

  12. 12.

    ¿Qué estudios cursó?

  13. 13.

    ¿Qué recuerdos especiales tiene de sus días de estudiante?

  14. 14.

    ¿De qué se ocupa como medio de vida?

  15. 15.

    ¿Cuál es su meta principal en la vida?

  16. 16.

    ¿Qué cosas le hacen sentirse feliz?

  17. 17.

    ¿Qué le entristece?

  18. 18.

    ¿Qué dificultades ha tenido que enfrentar?

  19. 19.

    ¿Cuál es su actividad favorita con la familia?

  20. 20.

    ¿Qué le gusta hacer en su tiempo libre?