La fe

Letra

  1. Al abrumarme el dolor,
    consuelo hallo en el Señor.
    Su Espíritu me da gran paz,
    firmeza y serenidad.
    Yo siempre ante Dios tendré
    confianza, humildad y fe,
    y siento en mi corazón
    que con la fe no hay temor.