Qué maravillosas tus obras


174

Qué maravillosas tus obras

Con majestuosidad

Himnos

¡Qué maravillosas Tus obras, oh Dios!
¡Qué justos caminos, qué firme Tu voz!
¿Quién no ha de temerte y rendirte honor?
Tú sólo eres santo, supremo Señor.


A toda nación Tu luz llegará;
Tu gran Evangelio se esparcirá.
Los pueblos de todo el mundo vendrán
y ante Tu trono te adorarán.


Letra: Henry U. Onderdonk, 1789-1858.

Música: Atribuida a Johann Michael Haydn, 1737-1806.