SECCIÓN 34

Revelación dada por medio de José Smith el Profeta a Orson Pratt en Fayette, Nueva York, el 4 de noviembre de 1830 ( History of the Church , 1:127–128). El hermano Pratt tenía diecinueve años de edad en aquel tiempo. Se había convertido y bautizado seis semanas antes cuando oyó por primera vez la predicación del evangelio restaurado de labios de su hermano mayor, Parley P. Pratt. Esta revelación se recibió en el hogar de Peter Whitmer, padre.

1–4, Los fieles llegan a ser hijos de Dios por medio de la Expiación; 5–9, La predicación del evangelio prepara el camino para la Segunda Venida; 10–12, La profecía viene por el poder del Espíritu Santo.

  a Orson , hijo mío, escucha, oye y ve lo que te diré yo, Dios el Señor, Jesucristo tu Redentor,

  la aluz y la vida del mundo, una luz que brilla en las tinieblas, y las tinieblas no la comprenden;

  el que de tal manera aamó al mundo que bdio su propia vida, para que cuantos crean lleguen a ser chijos de Dios. Por tanto, eres mi hijo;

  y abendito eres, porque has creído;

  y más bendito eres, porque te he allamado a predicar mi evangelio:

  a alzar tu voz como con voz de trompeta, larga y fuertemente, y a aproclamar el arrepentimiento a una corrupta y perversa generación, preparando la vía del Señor para su segunda bvenida.

  Porque he aquí, de cierto, de cierto te digo, que está próxima la ahora en que vendré en una bnube con poder y gran gloria.

  Y será un adía grande al tiempo de mi venida, porque todas las naciones btemblarán.

  Pero antes que venga ese día grande, el sol se obscurecerá y la luna se tornará en sangre; y las estrellas se negarán a brillar y algunas caerán; y grandes destrucciones esperan a los malvados.

 10  Por tanto, alza tu voz asin cesar, porque ha hablado Dios el Señor; profetiza, pues, y te será dado por el bpoder del Espíritu Santo.

 11  Y si eres fiel, he aquí, yo estoy contigo hasta que venga;

 12  y de cierto, de cierto te digo, vengo pronto. Soy tu Señor y Redentor. Así sea. Amén.