Sección 99

Revelación dada por medio de José Smith el Profeta a John Murdock, el 29 de agosto de 1832, en Hiram, Ohio. John Murdock había estado predicando el Evangelio durante más de un año mientras sus hijos (huérfanos de madre tras la muerte de su esposa, Julia Clapp, en abril de 1831), residían con otras familias en Ohio.

1–8, John Murdock es llamado a proclamar el Evangelio, y quienes le reciban, reciben al Señor y obtendrán misericordia.

 He aquí, así dice el Señor a mi siervo John Murdock: Eres llamado para ir a las regiones del este, de casa en casa, de pueblo en pueblo y de ciudad en ciudad, a proclamar mi evangelio sempiterno a sus habitantes, en medio de la apersecución e iniquidad.

 Y el que te areciba, me recibe a mí; y tendrás el poder para declarar mi palabra con la bdemostración de mi Santo Espíritu.

 Y quienes te reciban acomo niños pequeños, recibirán mi breino; y benditos son, porque alcanzarán cmisericordia.

 Y quienes te rechacen, serán arechazados de mi Padre y de su casa, y limpiarás tus bpies en lugares secretos por el camino como testimonio contra ellos.

 Y he aquí, avengo pronto para hacer bjuicio, a fin de convencer a todos de sus obras inicuas que han cometido en contra de mí, como está escrito de mí en el libro.

 Y ahora, de cierto te digo, no conviene que salgas hasta que se provea para tus hijos, y sean enviados con bondad al obispo en Sion.

 Y después de pocos años, si lo deseas de mí, también podrás ir a la buena tierra para poseer tu heredad;

 de otra manera, continuarás proclamando mi evangelio ahasta que seas llevado. Amén.