Efraín

    En el Antiguo Testamento, segundo hijo de José y Asenat (Gén. 41:50–52; 46:20). Al contrario de lo que se hacía por tradición, Efraín recibió la bendición de la primogenitura en lugar de Manasés, el hijo mayor (Gén. 48:17–20). Efraín fue el padre de la tribu que lleva su nombre.

    La tribu de Efraín.

    Efraín recibió la primogenitura de Israel (1 Cró. 5:1–2; Jer. 31:9), y en los últimos días esta tribu ha tenido el privilegio y la responsabilidad de poseer el sacerdocio, llevar el mensaje de la restauración del evangelio al mundo, y levantar un pendón para congregar al Israel disperso (Isa. 11:12–13; 2 Ne. 21:12–13). Los hijos de Efraín coronarán de gloria a los que en los últimos días regresen de los países del norte (DyC 133:26–34).

    El palo de Efraín o palo de José.

    Registro de un grupo de la tribu de Efraín que fue guiado desde Jerusalén hasta América aproximadamente alrededor del año 600 a.C. A dicho registro, que es el Libro de Mormón, se le llama el palo de Efraín o el palo de José. Al unirse al palo de Judá (la Biblia), ambos registros constituyen un testimonio unido del Señor Jesucristo, de su resurrección de la tumba y de su obra divina realizada entre estas dos ramas de la casa de Israel.

    • Una rama de Efraín se desprenderá y escribirá otro testamento de Cristo, TJS, Gén. 50:24–26, 30–31.
    • El palo de Judá y el palo de José serán uno solo, Ezeq. 37:15–19.
    • Los escritos de Judá y de José crecerán juntamente, 2 Ne. 3:12.
    • El Señor habla a muchas naciones, 2 Ne. 29.
    • Las llaves de los anales del palo de Efraín fueron entregadas a Moroni, DyC 27:5.