1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. O
  16. P
  17. Q
  18. R
  19. S
  20. T
  21. U
  22. V
  23. W
  24. Y
  25. Z

Oración

Véase también Adorar; Amén; Meditar; Pedir

Comunicación reverente con Dios durante la cual la persona da gracias y pide bendiciones. La oración se dirige a nuestro Padre Celestial en el nombre de Jesucristo y puede hacerse en voz alta o en silencio. Los pensamientos también pueden ser una oración si se dirigen a Dios. La canción de los justos puede ser una oración a Dios (DyC 25:12).

La finalidad de la oración no es cambiar la voluntad de Dios, sino obtener para nosotros y para otras personas las bendiciones que Dios esté dispuesto a otorgarnos, pero que debemos solicitar a fin de recibirlas.

Oramos al Padre en el nombre de Cristo (Juan 14:13–14; 16:23–24). Podemos realmente orar en el nombre de Cristo cuando nuestros deseos también son los de Él (Juan 15:7; DyC 46:30). Al orar así, pedimos lo que es correcto y hacemos posible que Dios nos lo otorgue (3 Ne. 18:20). Algunas oraciones permanecen sin contestar porque no representan en forma alguna el deseo de Cristo, sino que nacen del egoísmo del hombre (Stg. 4:3; DyC 46:9). De hecho, si le pedimos a Dios algo incorrecto, ello se tornará para nuestra condenación (DyC 88:65).

  • Los hombres comenzaron a invocar el nombre de Jehová: Gén. 4:26.
  • En el lugar del altar, Abraham invocó el nombre de Jehová: Gén. 13:4.
  • El siervo de Abraham oró pidiendo ayuda para encontrar una esposa para Isaac: Gén. 24:10–19.
  • Lejos sea de mí que peque yo contra Jehová cesando de rogar por vosotros: 1 Sam. 12:23.
  • Jehová oye la oración de los justos: Prov. 15:29.
  • Me hallaréis, porque me buscaréis de todo vuestro corazón: Jer. 29:12–13.
  • No pidas lo que no debes: DyC 8:10.
  • Ora siempre para que salgas triunfante: DyC 10:5.
  • Te mando que ores vocalmente así como en tu corazón: DyC 19:28.
  • Se os dará el Espíritu por la oración de fe: DyC 42:14.
  • Irás a la casa de oración y ofrecerás tus sacramentos: DyC 59:9. Mateo 21:13.
  • Los padres enseñarán a sus hijos a orar: DyC 68:28.
  • El Señor su Dios es lento en escuchar sus oraciones: DyC 101:7–8. Mos. 21:15.
  • Sé humilde; y el Señor tu Dios dará respuesta a tus oraciones: DyC 112:10.
  • Se le mandó a Adán invocar a Dios en el nombre del Hijo: Moisés 5:8.
  • En respuesta a la oración de José Smith, se le aparecieron el Padre y el Hijo: JS—H 1:11–20.