Libro del profeta Jeremías

Capítulos 

Capítulo 1
Jeremías fue preordenado para ser profeta a las naciones — Siendo un ser mortal, es llamado a declarar la palabra de Jehová.
Capítulo 2
El pueblo de Judá abandonó a Jehová, la fuente de agua viva — Adoraron ídolos y rechazaron a los profetas.
Capítulo 3
Israel y Judá profanaron y contaminaron la tierra con maldad — En los últimos días, Jehová recogerá al pueblo de Israel, uno de cada ciudad y dos de cada familia, y los llevará a Sión.
Capítulo 4
Se llama a Israel y a Judá al arrepentimiento — Jeremías se lamenta por los padecimientos de Judá.
Capítulo 5
Se derramarán juicios sobre el pueblo de Judá a causa de sus pecados — Sus iniquidades hacen que las bendiciones les sean retenidas.
Capítulo 6
Jerusalén será destruida a causa de su iniquidad — Será invadida por una nación grande y cruel.
Capítulo 7
Si el pueblo de Judá se arrepiente, será preservado — El templo se ha convertido en cueva de ladrones — Jehová desecha a esa generación del pueblo de Judá por sus idolatrías — Ofrecen a sus hijos como sacrificio.
Capítulo 8
Sobrevendrán calamidades a los habitantes de Jerusalén — Para ellos, pasó la siega, terminó el verano y no han sido salvos.
Capítulo 9
Jeremías se lamenta intensamente por los pecados del pueblo — Los de este pueblo serán esparcidos entre las naciones y castigados.
Capítulo 10
No aprendáis el camino de las demás naciones — Sus dioses son ídolos e imágenes de fundición — Jehová es el Dios verdadero y viviente.
Capítulo 11
El pueblo de Judá es maldecido por haber quebrantado el convenio de obediencia — Jehová no oirá sus oraciones.
Capítulo 12
Jeremías se queja de la prosperidad de los malvados — Si otras naciones aprenden los caminos de Israel, serán contadas con Israel.
Capítulo 13
Israel y Judá serán como un cinto podrido y deteriorado — Se manda a los del pueblo que se arrepientan — Judá será llevada cautiva y será esparcida como tamo.
Capítulo 14
Jeremías ora por motivo de la sequía y del hambre — Jehová no escuchará a causa de la iniquidad de Su pueblo.
Capítulo 15
El pueblo de Judá padecerá la muerte, la espada, el hambre y el cautiverio — Será esparcido entre todos los reinos de la tierra — Jerusalén será destruida.
Capítulo 16
Se prevé la ruina total de Judá — Israel es desechado y esparcido por servir a dioses falsos — Pescadores y cazadores recogerán de nuevo a Israel, y el pueblo servirá a Jehová — Se ha de restaurar el Evangelio por última vez.
Capítulo 17
El cautiverio de Judá es consecuencia del pecado y del haberse apartado de Jehová — Santificad el día de reposo; el hacerlo salvará al pueblo; de otro modo, será destruido.
Capítulo 18
Israel es como el barro del alfarero en las manos de Jehová — Si las naciones se arrepienten, Jehová retendrá los males decretados en contra de ellas — El pueblo de Judá será esparcido.
Capítulo 19
Jehová traerá el mal sobre Judá — Ofrecen a sus hijos como sacrificio a Baal — Durante el asedio comerán la carne de sus hijos.
Capítulo 20
Jeremías es azotado y puesto en el cepo — Profetiza que todos los de Judá serán llevados cautivos a Babilonia.
Capítulo 21
Jeremías predice el sitio, el cautiverio y la destrucción de Jerusalén — Sedequías será hecho cautivo por Nabucodonosor.
Capítulo 22
El trono de David permanece o cae según la obediencia de los reyes — Los juicios de Jehová están sobre los reyes de Judá.
Capítulo 23
El remanente de Israel será recogido en los últimos días — El Renuevo, que es el Rey (el Mesías), reinará con justicia — Los falsos profetas que enseñan mentiras serán maldecidos.
Capítulo 24
Sedequías y el pueblo de Judá serán maldecidos y dispersados — Algunos serán traídos de nuevo desde Caldea para servir a Jehová.
Capítulo 25
Una vez que sea llevada cautiva, Judá servirá a Babilonia durante setenta años — Diversas naciones serán derribadas — En los últimos días, todos los habitantes de la tierra estarán en guerra.
Capítulo 26
Jeremías profetiza la destrucción del pueblo — Por esto, Jeremías es acusado, juzgado y posteriormente absuelto.
Capítulo 27
Jehová anuncia a muchas naciones que han de servir a Babilonia — Los utensilios de la casa de Jehová serán llevados a Babilonia.
Capítulo 28
Hananías profetiza falsamente que el yugo de Babilonia será quebrantado.
Capítulo 29
Jeremías dice a los judíos que están en Babilonia que se preparen para setenta años de cautiverio — Los que todavía quedan en Jerusalén serán esparcidos — Semaías profetiza falsamente y es maldecido.
Capítulo 30
En los últimos días, Judá e Israel serán congregados en sus propias tierras — David, su rey (Cristo), reinará sobre ellos.
Capítulo 31
Israel será recogido en los últimos días — Efraín tiene la primogenitura — Jehová hará un nuevo convenio con Israel que será inscrito en el corazón — Entonces todo Israel conocerá a Jehová.
Capítulo 32
Jeremías es encarcelado por Sedequías — El profeta compra tierras para simbolizar el retorno de Israel a su tierra — Jehová recogerá a Israel y hará con él un convenio sempiterno.
Capítulo 33
Judá e Israel serán congregados nuevamente — Se promete el Renuevo de justicia (Cristo) — La Simiente de David (Cristo) reinará para siempre.
Capítulo 34
Jeremías profetiza el cautiverio de Sedequías — El pueblo de Judá será entregado en manos de todos los reinos de la tierra.
Capítulo 35
Se elogia y se bendice a los recabitas por su obediencia — Se les da un nuevo mandamiento.
Capítulo 36
Baruc escribe las profecías de Jeremías y las lee en la casa de Jehová — Joacim, el rey, quema el libro y le sobreviene el juicio de Jehová — Jeremías dicta las profecías de nuevo y añade muchas más.
Capítulo 37
Jeremías profetiza que Egipto no salvará a Judá de Babilonia — Echan a Jeremías a la cárcel — Sedequías lo traslada al patio de la cárcel.
Capítulo 38
Los príncipes echan a Jeremías en una cisterna con cieno — Es liberado por Ebed-melec, un etíope, y lo ponen en el patio de la cárcel — Jeremías aconseja a Sedequías con respecto a la guerra.
Capítulo 39
Jerusalén es tomada y los del pueblo son llevados cautivos — Jeremías y Ebed-melec, el etíope, son librados.
Capítulo 40
El rey de Babilonia nombra a Gedalías gobernador del remanente que había quedado en Judá — Jeremías es liberado y mora entre ellos.
Capítulo 41
Ismael mata a Gedalías y se lleva cautivo al pueblo de Mizpa — Son rescatados por Johanán.
Capítulo 42
Jeremías promete a Johanán y al remanente de Judá paz y seguridad si se quedan en Judá, pero la espada, el hambre y la pestilencia si se van a Egipto.
Capítulo 43
Johanán se lleva a Jeremías y al remanente de Judá a Egipto — Jeremías profetiza que Babilonia conquistará Egipto.
Capítulo 44
Jeremías profetiza que los judíos que moran en Egipto, salvo un pequeño remanente, serán destruidos porque adoran dioses falsos.
Capítulo 45
Jeremías promete a Baruc que su vida será conservada.
Capítulo 46
Jeremías profetiza la conquista de Egipto por Babilonia — Jacob será salvo y volverá a su propia tierra.
Capítulo 47
Jeremías predice la desolación y la destrucción de los filisteos.
Capítulo 48
Juicio y destrucción vendrán sobre los moabitas por menospreciar a Dios.
Capítulo 49
Juicio y destrucción vendrán sobre los pueblos de Amón, de Edom, de Cedar, de Hazor y de Elam.
Capítulo 50
Babilonia será destruida y nunca más se volverá a levantar — El esparcido pueblo de Israel será llevado de nuevo a las tierras de su herencia.
Capítulo 51
Juicios, destrucción y desolación vendrán sobre Babilonia por sus pecados — Se manda a Israel: Huid de Babilonia — Israel es la vara de Jehová para destruir todos los reinos.
Capítulo 52
Jerusalén es sitiada y tomada por los caldeos — Mucha gente, así como los utensilios de la casa de Jehová, son llevados a Babilonia.