Cocinar al aire libre

  • Jovencitas lavando platos

Propósito

Crear la confianza y la autosuficiencia al aprender a cocinar comidas sencillas al aire libre.

Descripción

Planifica una serie de actividades que te ayuden a aprender a cocinar al aire libre valiéndote de técnicas como las que se enumeran en esta actividad. Tal vez quieras invitar a alguien de la Iglesia o de la comunidad que tenga conocimiento y experiencia para ayudarte a planificar estas actividades. Planifica una actividad final, como un campamento nocturno, donde puedas practicar las técnicas que hayas aprendido. Los siguientes son diferentes tipos de cocina al aire libre que podrías probar.

  • Cocinar con olla de hierro. Las ollas de hierro son ollas grandes de hierro fundido que se usan con la tapa firmemente cerrada. Se utilizan para asar, guisar u hornear. Para cocinar en una olla de hierro, haz una fogata de leños cruzados y deja que arda hasta crear una capa gruesa de brasas. Para facilitarte la limpieza, forra la olla con papel de aluminio si luego vas a hornear galletas o una torta. Pon la comida en la olla y cierra la tapa. Pon la olla sobre las brasas y usa una pala para poner algunas brasas sobre la tapa. En vez de la fogata habitual, podrías usar carbón para cocinar con la olla de hierro.
  • Cocinar en un hoyo. Para cocinar en un hoyo, envuelve una comida sencilla, como verduras de la estación, en papel de aluminio. A continuación, cava un hoyo de unos 30 centímetros cuadrados de profundidad y, en el fondo, pon rocas planas (evita las rocas que contengan piedra caliza, esquisto o humedad, pues podrían explotar). Prepara una fogata con forma de pirámide en la parte superior de las rocas. A continuación, haz una fogata de leños cruzados encima de la fogata con forma de pirámide. Alimenta el fuego durante una hora hasta que las rocas estén blancas por el calor. Separa las rocas del fuego y pon la cena envuelta en papel de aluminio sobre ellas. Esparce algunas brasas sobre los alimentos envueltos en papel aluminio. Cubre el hoyo con tierra y deja que la comida se cocine. Pasados unos 45 minutos, saca la comida caliente y rellena el hoyo con tierra.
  • Horno reflector. Los hornos reflectores utilizan las llamas de una fogata, no las brasas, para cocinar alimentos como pan, guisados y pizza. Se puede regular la temperatura del horno acercando o alejando la comida del fuego. Para hacer un horno reflector necesitas una lata o un bidón metálico de entre 20 y 40 litros de capacidad, una parrilla o un estante metálico, unas tijeras para cortar hojalata y alambre. Usa las tijeras para hacer un corte lateral de la lata y, con el alambre, asegura la parrilla o rejilla en medio de la lata. Cocina colocando los alimentos sobre la parrilla y acerca el horno a la fogata.
  • Fogata de piedra. Para crear una fogata de piedra, coloca dos rocas grandes y planas a cada lado de la fogata, lo bastante cerca la una de la otra como para que sostenga una sartén o una olla con comida. Con este método, puedes preparar huevos, panceta (tocino), panqueques y muchas comidas más.
  • Fogata trinchera. Las fogatas trinchera son buenas para cocinar con ollas y sartenes. Coloca dos troncos grandes paralelos el uno al otro y haz una fogata pequeña entre ambos. Equilibra la sartén entre los troncos grandes, sobre el fuego. Si quieres hacer una parrilla, practica hendiduras en los troncos y pasa barras metálicas de un tronco al otro. Para cocinar lentamente, acerca los troncos por uno de los extremos. Asegúrate de apagar el fuego por completo cuando termines.
  • Cocinar con espetón (espada o hierro). El espetón es útil para cocinar aves, pescado o brochetas (pinchos). Haz una fogata pequeña en forma de pirámide. A cada lado de la fogata, clava en el suelo dos palos rectos con hendiduras. A continuación, puedes hacer un espetón con madera verde y empápalo con agua para que no se prenda fuego. Atraviesa la carne o los alimentos de tu elección con el espetón y ponlo sobre la fogata. Sazona la comida y gira el espetón con frecuencia.
  • Cocinar sin utensilios. Tal vez también quieras aprender a cocinar sin ollas ni utensilios de cocina. Para ello, podrías usar madera verde, rocas y ascuas.

Agregar al calendario