Skip main navigation
Menú de los Jóvenes

¿Qué podemos hacer si nos gustamos?

Hay muchas maneras de mantener las normas de la Iglesia y aun así establecer relaciones con el sexo opuesto.

Cuando aún no tienes 16 años

Estás en tu primer baile de la Iglesia cuando algo importante ocurre. Recién encontraste el valor de pedirle salir bailar a la chica nueva. Ella se acaba de mudar al barrio y simplemente deseas decirle hola para darle la bienvenida y llegar a conocerla mejor.

Y es ahí cuando descubres que los dos comparten el mismo amor por el voleibol, tienen el mismo gusto en música y disfrutan del mismo helado favorito. Ella incluso se ríe de tus chistes. Es entonces cuando te das cuenta que ella te gusta y, a menos que estés muy equivocado, a ella también le gustas.

Oh, oh.

¿Y ahora qué? No eres lo suficientemente mayor como para comenzar a salir en citas. Obviamente, es el momento de huir del baile, ir a casa y pretender que nunca se conocieron. También podrías querer cambiar tu ruta en bicicleta al parque para no tener que pasar por su casa. ¿Verdad?

En realidad no. De hecho, no tienes que hacer ninguna de estas cosas. Incluso si el salir en citas está lejos, siempre puedes hacer una nueva amistad. Como se explica en Para la Fortaleza de la Juventud: “Todos necesitan buenos y verdaderos amigos, quienes serán una gran fortaleza y bendición para ti. Influirán en tu modo de pensar y actuar, e incluso ayudarán a determinar la persona que llegarás a ser” (2011, pág. 16).

“Sus amigos cercanos influirán en su manera de pensar y de actuar, así como ustedes influirán en la de ellos. Cuando se tienen cosas en común con los amigos, nos fortalecemos y motivamos mutuamente”. —Presidente Thomas S. Monson

Fácilmente se pueden malinterpretar las normas para salir en citas, de que signifiquen que no podemos siquiera formar amistades con miembros del sexo opuesto antes de que tengamos 16 años. Pero si seguimos esa forma de pensar, podríamos estar privándonos de amistades gratificantes. Por lo tanto, sí, pueden llegar a ser amigos.

¿Esto significa que es correcto comenzar a pasar todo el tiempo con tu nueva amistad? ¿Hacer todo juntos, desde hacer ejercicio en casa hasta ir en caminatas en el parque? No. Eso sería salir en citas, incluso salir como novios, sin importar cómo lo llames.

Aquí hay algunas sugerencias que pueden ayudarte a saber cuándo tu amistad sigue las normas correctas:

  • Considera la intención de tu amistad. Tu intención y motivación cuentan. Pregúntate a ti mismo: ¿el único motivo por el que estás planeando una actividad con un grupo de amigos es para que puedas dedicar tiempo intercambiando miradas con una amiga en particular? Si es así, va más allá de la amistad.
  • No se dividan en parejas. Supongamos que estás planeando un juego de mesa en la noche en tu casa (con la supervisión de los padres, por supuesto). Como resultado, tres muchachos, incluso tú mismo, y tres muchachas pueden ir. Matemáticamente hablando, son tres grupos de dos personas. ¿Debes darte prisa y encontrar a una séptima persona para evitar que accidentalmente estén en parejas? No necesariamente. “Estar en pareja” no se refiere específicamente a si hay o no un número exacto de muchachos y muchachas. Por ejemplo, podría fácilmente haber cinco muchachas en un cuarto con 12 muchachos y todavía algunos de ellos formar parejas, enfocándose todo el tiempo y atención el uno sobre otro. Evitas formar parejas cuando todos hablan con todos los demás. Sí, puedes disfrutar de actividades con amigos de ambos sexos. Aun cuando un grupo de amigos se junta, asegúrate que todos se sientan incluidos. En el momento en que dos personas comienzan a hacer caso omiso del resto del grupo, es ahí cuando comienzan a formar una pareja.
  • Analízalo con tus padres. Cuando se trata de amistades y actividades con el sexo opuesto, es mejor elaborar pautas específicas y reglas con tus padres.

Después de que cumplas 16 años

Ok, finalmente tienes 16 años. Ahora tienes la edad suficiente para invitar a salir en una cita a la muchacha que te interesa desde el baile (ella cumplió 16 años hace unos meses). ¿Y ahora qué? Mantén estas ideas en mente:

  • Salidas en grupos. Como se aconseja en Para la Fortaleza de la Juventud: “Al empezar a salir, hazlo con una o con varias parejas más”(4). Sí, puedes salir en citas con ella. Pero la Iglesia aconseja a los jóvenes salir en grupos en vez de parejas, por lo tanto, asegúrate de incluir a otras personas.
  • Frecuencia. Sabes que debes “[Evitar] salir con frecuencia con la misma persona” (Para la Fortaleza de la Juventud), por lo tanto ¿qué significa “frecuencia”? ¿No más de una cita al mes? ¿Una cada seis meses? ¿Qué tal una agradable salida anual para comer helado cada primer viernes en septiembre? En algunas culturas, el salir en citas incluso una sola vez significa una relación seria. Es mejor elaborar pautas específicas con tus padres y mediante la oración. Al igual que con muchos principios del Evangelio, la Iglesia proporciona pautas para las citas, pero siempre depende de cada uno de nosotros buscar el Espíritu para saber la mejor manera de seguir las normas. Sí, puedes ir en más de una cita con la muchacha del baile. Sin embargo, todavía debes encontrar el equilibrio adecuado en cuanto a la frecuencia.
  • La amistad primero. Cuando llegues a la edad en que puedes salir en citas, te darás cuenta de que formar buenas amistades es aún más importante que antes. Los buenos amigos son una bendición a cualquier edad. El élder Russell M. Nelson, del Quórum de los Doce Apóstoles, enseñó: “Cada día, esfuércense por ampliar su círculo de amistades” (“Sé ejemplo de los creyentes”, Liahona, noviembre de 2010, pág. 48). Por lo tanto, sí; si ambos tienen edad para salir en citas y están comprometidos a seguir las normas de la Iglesia, el formar amistades verdaderas y edificantes —sin buscar un novio o una novia— sigue siendo uno de los talentos más importantes que podemos desarrollar en esta vida.

Error en el envío del formulario. Asegúrate que todos los campos se han completado correctamente e inténtalo de nuevo.

 
1000 caracteres restantes