cerrar
Saltar navegador principal

Comparte tu luz

Una jovencita de las Filipinas comparte su fe y esperanza al saber que si ella da un buen ejemplo, aquellas personas que la rodean pueden regresar y seguir al Salvador.

“Tengo que ser un buen ejemplo para los demás cada día”, dijo. Debo empezar conmigo misma, porque ¿cómo puedo ser una influencia en los demás si no soy un buen ejemplo para ellos?

Error en el envío del formulario. Asegúrate que todos los campos se han completado correctamente e inténtalo de nuevo.

 
1000 caracteres restantes

Instrucciones para contar tus experiencias