“Un reino que no será jamás destruido”

El Antiguo Testamento: Guía de estudio para el miembro de la clase, 2001


Estudie los siguientes pasajes de las Escrituras:

  1. a.

    Daniel 2:1–23. El rey Nabucodonosor tiene un sueño y manda a sus sabios que se lo describan y lo interpreten (2:1–13). Daniel ora con sus amigos y Dios le revela el sueño y su inter-pretación (2:14–23).

  2. b.

    Daniel 2:24–49. Daniel revela que el sueño del rey Nabucodonosor predice el surgimiento y la caída de los grandes reinos de la tierra y el triunfo del reino de Dios sobre todos los demás en los postreros días.

• ¿Cómo describió Daniel la gran imagen que el rey había visto en su sueño? (Véase Daniel 2:31–33.) ¿Qué representan las diversas partes de la imagen? (Véase Daniel 2:36–43.)

• ¿Qué representa la piedra “cortada… no con mano”? (Véase Daniel 2:44–45; D. y C. 65:2.) ¿Qué profetizó Daniel con relación a la Iglesia en los últimos días? (Véase Daniel 2:34–35, 44.) ¿En qué forma se cumple en la actualidad la profecía de Daniel de que la Iglesia “llenó toda la tierra” y “no será jamás destruid[a]”?

Lectura complementaria: Doctrina y Convenios 65.